•   Miami, Florida, Estados Unidos,  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Las historias que a menudo se cuentan sobre la barriada Liberty City de Miami incluyen violencia y sangre, y muchas son sobre vidas de jóvenes perdidos entre las drogas y las armas. "Moonlight" devolvió la esperanza a su gente.

La cinta, que ganó tres premios Óscar, incluido el de mejor película, es la evidencia de que pueden surgir nuevas narrativas de este tipo de barriadas deprimidas de las que algunos aún sienten orgullo.

“Mucha gente cree que nuestra comunidad es una mala comunidad y no lo es”, explicó Natalie Joy Baldie, directora artística del centro de Artes Visuales y Actuación de la secundaria Miami Northwestern Senior, donde estudió el director Barry Jenkins y donde tres estudiantes fueron seleccionados para papeles menores en la cinta.

“Somos fuertes, somos inteligentes, somos talentosos, somos dotados y hacemos lo que necesitamos hacer”, dijo a la AFP.

“Necesitamos que nuestros niños vean los aspectos positivos de Liberty City, y que pueden salir cosas maravillosas de Liberty City, como vieron la otra noche”, añadió.

No sólo fue la primera película filmada en Miami que gana el premio de la Academia a mejor película, también representa el primer galardón a un actor musulmán: Mahershala Ali como mejor actor secundario.

La tripleta la completa la estatuilla a mejor guión adaptado.

La película está basada en la obra de teatro de Tarell McCraney -titulada “In Moonlight Black Boys Look Blue”- que ha sido descrita como una semi autobiografía del autor mientras crecía, como un chico gay, en Liberty City (Ciudad de la Libertad, en español).