•   Nueva York  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La visión del papel de control del poder político de los medios en Estados Unidos nunca fue tan diferente entre los demócratas y republicanos como en la actualidad, según un estudio del Pew Research Center publicado este miércoles.

El 89% de los simpatizantes demócratas estima que la visión crítica de la prensa "impide a los dirigentes políticos hacer cosas que no deberían hacerse", una opinión compartida por solo el 42% de los republicanos.

La diferencia entre unos y otros (47 puntos en este sondeo) nunca había superado los 28 puntos. El Pew Research Center plantea esta pregunta en sus encuestas desde 1985.

En 2016 el porcentaje de republicanos que considera que el papel crítico de la prensa tenía una influencia virtuosa sobre la conducta de los dirigentes políticos era ligeramente más elevado (77%) que entre los demócratas (74%).

Entre las dos investigaciones, el fin de la campaña y las elecciones presidenciales modificaron las relaciones entre la prensa y el poder político.

El presidente Donald Trump mantiene relaciones conflictivas con los medios, al menos públicamente.

En el conjunto de la población, el 70% establece un vínculo entre el trabajo de los medios y el respeto de las normas por los dirigentes políticos.

La división entre demócratas y republicanos también se percibe en la opinión general que tienen los encuestados sobre los medios. Aumenta la proporción de demócratas que creen en la información que suministran los medios (+7 puntos, a 34%), muy superior a la de republicanos: sólo 11% comparten esa creencia.

El sondeo fue realizado en línea entre el 13 y el 27 de marzo entre 4.151 personas, representativas de la población estadounidense.