• |
  • |

El jefe de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (Cicig), Carlos Castresana y el Fiscal General, Amílcar Velásquez, brindaron hoy detalles en torno a la investigación del asesinato de 15 nicaragüenses y un holandés que viajaban en un autobús rumbo a la capital guatemalteca. De acuerdo con las investigaciones, un grupo criminal perpetró el asesinato el 8 de noviembre del 2008 y uno de sus cabecillas, Rony Terraza, fue capturado el viernes recién pasado.

En conferencia de prensa, Castresana declaró que el asesinato de las 16 personas en Zacapa es uno de los hechos criminales más graves perpetrados el año pasado, el cual fue ejecutado por un grupo criminal organizado internacional. Castresana añadió que le satisface que el caso haya sido resuelto.

Durante la conferencia, la Fiscalía especial para la Cicig dio detalles de cómo ocurrió el hecho, algo que demuestra que los casos más difíciles pueden ser resueltos por autoridades guatemaltecos con apoyo internacional.

Durante la conferencia, el jefe de la Cicig leyó una cronología del hecho, señalando desde el momento en que salió el autobús de Nicaragua, las personas que iban a bordo y la manera cómo fueron asesinados al ingresar a Guatemala.

Según las pesquisas, el autobús fue perseguido por una camioneta en la que viajaban varias personas. Estos obligaron al piloto a desviarse del camino hacia Teculután, Zacapa, hacia un camino de terracería.

Momentos después, cada uno de los pasajeros fue obligado a bajar del bus y fue registrado. Los criminales hicieron varias perforaciones al autobús, en busca de un cargamento de droga y al no encontrarla, optaron por asesinarlos y luego quemarlos a bordo del automotor.

La investigación también reveló que varios de los pasajeros conocían a los criminales, aunque no se les identificó.

Según Castresana, los detalles y la captura de uno de los integrantes de la estructura criminal se logró gracias al trabajo de la fiscalía de Zacapa y con el apoyo de la Cicig, la Secretaría de Análisis Antinarcóticos (SAIA), el Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif) y autoridades de Nicaragua.

Los criminales que integran esa estructura dedicada al narcotráfico y lavado de dinero, y que opera en el oriente del país, fueron identificados como: Marvin Montiel, Byron Abalony, Héctor González, Mario Roberto Aragón García, Roberto Rivera, Juan Carlos Policarpio, Luis Yumán, Jorge Montiel, Sara Cruz, Nidia Marín y Rony Terraza, este último capturado el viernes pasado en Zacapa. Los nueve restantes se encuentran prófugos.

El detalle de los nombres de los implicados en el hecho criminal se logró luego de varios allanamientos efectuados en viviendas en San Lucas Sacatepéquez, Bárcenas, Villa Nueva y Fraijanes, dichas inspecciones permitieron inmovilizar 12 camionetas agrícolas usadas por los criminales y cuatro cuentas bancarias.

Según la Cicig, el crimen de las 16 personas en Zacapa se ejecutó en una propiedad de Marvin Montiel. En ese lugar se hallaron más evidencias que involucran a los criminales, como maletas de los nicaragüenses, restos óseos y monedas de Nicaragua.

Castresana enfatizó que el ciudadano holandés era un estudiante de turismo que no tenía ningún vínculo con la organización criminal.