•   Los Ángeles, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Con sus autos rápidos, pieles y fedoras, los héroes del "blaxploitation", el movimiento de cine de explotación negra de la década de 1970, vuelven a la gran pantalla en medio de una tendencia nostálgica de Hollywood de volver al pasado.

Este subgénero, derivado del llamado cine de explotación, es visto por unos como una celebración de un Estados Unidos rico o como el regreso de un estereotipo negativo.

 Lea: Obra nica en la Bienal de Berlín

Esta semana llegó a la cartelera estadounidense "Superfly", un remake del clásico "Super Fly" de 1972, considerado un hito de la cultura negra y tal vez uno de los filmes más representativos del "blackploitation".

Esta semana llegó a la cartelera estadounidense "Superfly", un remake del clásico "Super Fly" de 1972. Foto: Cortesía / END.Para el año que viene está prevista una nueva versión de "Shaft" con Samuel L. Jackson, mientras que Warner Bros planea hacer un remake de "Cleopatra Jones" (1973) y Hulu, uno de "Foxy Brown" ("Escape sangriento").

"Algunas de mis películas favoritas son remakes", dijo el veterano director de videoclips y ahora cineasta Director X en una conferencia en Los Ángeles el fin de semana.

 Lea más: Doña coquito inspira a Carlos Mejía Godoy

"'Caracortada' es un remake, 'Invasion of the Body Snatchers' es un remake. Yo quería tener la posibilidad de hacer un gran remake de un filme clásico", añadió.

Estrenada el 4 de agosto de 1972, "Super Fly" cuenta la historia del narcotraficante de Harlem Youngblood Priest (Ron O'Neal) tratando de concretar un último gran trabajo antes de retirarse de la vida criminal.

Atlanta por Harlem

revor Jackson, mejor conocido por su papel en la comedia "Grown-ish", interpreta el papel principal en la nueva versión, mientras que Jason Mitchell ("Straight Outta Compton", "Mudbound") encarna a su compañero Eddie.

Director X dio a la historia inevitables giros modernos, incluyendo convertir los romances de Priest con dos mujeres en una relación "poliamorosa" de tres.

 También: Charlize Theron y Óscar Isaac doblarán filme animado de "The Addams Family"

Drogas y violencia de armas, ambos elementos centrales de la cinta original, juegan un papel mucho menor en este remake.

Drogas y violencia de armas, ambos elementos centrales de la cinta original, juegan un papel mucho menor. Foto: Cortesía / END.El mayor cambio es el que traslada el escenario de Harlem a Atlanta, una ciudad que disfruta de un momento cultural gracias a su floreciente escena de hip-hop y un régimen fiscal favorable que atrae a producciones importantes como Disney-Marvel.

"Los clubes en Harlem eran famosos mundialmente, incluso los traficantes. Es lo que Atlanta es hoy", dijo X, que reemplazó la banda sonora de Curtis Mayfield, convertido en un álbum emblemático, por una liderada por el rapero Future.

¿Para qué? 

El "blaxploitation" le dio a la comunidad negra una voz influyente en Hollywood y presentó imágenes nuevas y empoderadoras de esa cultura, pero también tuvo críticas.

Muchos lo ven como una glorificación del crimen y una presentación de la percepción blanca del Estados Unidos negro, en vez de mostrar la realidad, especialmente porque muy pocos directores, escritores y productores son negros.

 Además: “Sex and the city” cumple 20 años

Las cintas del "blaxploitation" por lo general eran de bajo presupuesto y mala calidad, con tramas enfocadas en drogas y proxenetas, y los personajes femeninos -a menudo prostitutas- solían salir pocos segundos con la ropa puesta.

El ensayista Michael Arceneaux criticó el regreso de este tipo de cine, muchas veces misógino, en un artículo de la revista The Root, enfocada en la vida afroestadounidense.

"Cuando pienso en televisión y cine negro, principalmente en televisión, hay tantos ejemplos de historias nuevas e innovadoras", destacó. "En un mundo en el que existen 'Insecure', 'Queen Sugar' '¡Huye!' y 'Pantera negra', ¿para qué escarbar en los años 70 para buscar ideas?".