•   Nicaragu  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Aunque es las escuelas es más conocido el  TDAH (Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad), diferentes documentos y expertos ponen el acento en el aumento de las patologías psiquiátricas en niños y adolescentes. ¿Cómo responder a esta situación? Uno de los caminos es la creación de unidades específicas para este tipo de pacientes.

La Organización Mundial de la Salud cifra en un 20 por ciento los niños y adolescentes que en el mundo tienen trastornos psiquiátricos o problemas mentales.

El hospital Puerta de Hierro de Majadahonda (Madrid) ha creado una Unidad de Hospitalización Psiquiátrica para Adolescentes, como respuesta a situaciones agudas con estancia de los jóvenes entre una y tres semanas.

En los colegios, el trastorno más conocido es el TDAH. Según la Federación Española de Asociaciones de Ayuda al Déficit de Atención e Hiperactividad (FEAADAH), se trata de una patología psiquiátrica que afecta a entre un 2 y un 5 por ciento de la población infantil.

El “Libro blanco de Psiquiatría del Niño y del Adolescente”, de la Fundación Alicia Koplowitz,  estima que una quinta parte de los adolescentes menores de 18 años padece algún problema de desarrollo emocional o de conducta, y que uno de cada ocho tiene en la actualidad un trastorno mental.

Diferentes documentos y expertos ponen el acento en el aumento de las patologías psiquiátricas en niños y adolescentes.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), aproximadamente el 20 por ciento de los niños y adolescentes del mundo padecen trastornos o problemas mentales.

En los colegios, lo más conocido es el TDAH (Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad). Según la Federación Española de Asociaciones de Ayuda al Déficit de Atención e Hiperactividad (FEAADAH), se trata de una patología psiquiátrica que padece entre un 2 y un 5% de la población infantil.

Para tratar específicamente estas patologías de adolescentes y niños, uno de los caminos que se está llevando a cabo es la creación de unidades especializadas para este tipo de pacientes, como el caso de la Unidad de Hospitalización Psiquiátrica para Adolescentes del Hospital Puerta del Hierro de Majadahonda, en la capital de España, un servicio de agudos para estancias de entre una y tres semanas, que se ha inaugurado recientemente.

De este proyecto y de la situación de la psiquiatría en los jóvenes expone sus planes y planteamientos, en una entrevista con EFE, la doctora Inmaculada Palanca, responsable de esta Unidad médica.

Un problema en aumento

-- ¿Cuál es el origen de los trastornos mentales en niños y adolescentes?.

-- Siempre se debe a factores diversos, como los genéticos o los ambientales, y no se puede atribuir a ninguno en concreto. La situación es compleja porque la forma en la que se cría a los niños ha cambiado mucho. El ocio ha cambiado radicalmente, ya que antes los planes se hacían en familia y ahora la familia puede estar junta en la habitación, pero sin interacción entre ellos. Todo esto altera los modelos de relación familiar.

Hay que unir también situaciones de desventaja social, que en los años de la crisis ha repercutido negativamente en muchas familias. La adversidad social es un factor de riesgo para los trastornos mentales.

-- ¿Por qué ahora hay más niños con trastornos mentales?.

-- El cambio de la situación familiar y social tiene una repercusión en el bienestar psicológico y en la salud mental de los niños.  Han cambiado la forma de crianza de los niños y las pautas educativas. Hay que tener en cuenta que ahora Google es el mayor educador y muchos padres extraen de ahí consejos para educar a sus hijos.

Se están dando dos extremos. Por un lado, existe un extremo de mucha exigencia, que puede provocar estrés y ansiedad. Pero los expertos también se encuentran con situaciones en las que ha habido una grandísima falta de límites y de normas, lo que genera importantes problemas de autorregulación y conducta en este tipo de situaciones.

Debido al auge de este tipo de patologías es importante que se implante la especialidad de Psiquiatría del Niño y del Adolescente. No tener reconocida esta especialidad conlleva a que se dé una situación en la que faltan recursos específicos necesarios para esta especialidad.

-- ¿Se puede evitar la medicación?.

-- Una mayor accesibilidad a una psicoterapia sí podría reducir algún tipo de tratamiento farmacológico. Para que sea eficaz, una terapia psicológica tiene que ser intensiva, regular y frecuente, pero es difícil acceder a ella.

La reducción de la medicación podría llevarse a cabo en trastornos de ansiedad y trastornos depresivos. En los casos de TDAH moderado o grave, o un trastorno psicótico e incluso una depresión grave, la medicación hay que ponerla. Está comprobado que la medicación en el TDAH disminuye la probabilidad de consumo de sustancias.

Hospitalización, recursos para situaciones agudas

La Unidad de Hospitalización Psiquiátrica para Adolescentes en el Hospital Puerta del Hierro de la capital de España trata ya descompensaciones agudas en pacientes de entre 12 y 18 años. La estancia podrá oscilar entre 1 y 3 semanas.

-- ¿Cuál es el perfil del adolescente que ingresa?.

-- Es difícil dibujar un perfil del paciente. Hay bastantes adolescentes con problemas de autorregulación emocional o trastornos de conducta graves. Estos, muchas veces tienen una situación sociofamiliar adversa y muy complicada, lo que dificulta el tratamiento y el encuadre del mismo.

 Los trastornos que más ingresos requieren son los trastornos de conducta grave, los riesgos autolíticos y, aunque son menos frecuentes porque la prevalencia es menor, los trastorno psicóticos y trastornos afectivos graves.

-- ¿Qué tipo de actuaciones clínicas se pueden aplicar durante un ingreso?.

-- En la unidad creada en Puerta del Hierro, los pacientes todos los días tienen terapia grupal, además de una entrevista con el psiquiatra. También terapia ocupacional, que es un trabajo con intención terapéutica. Además se van a desarrollar otro tipo de actividades con animales, de terapia corporal, arteterapia… .

--¿Y los padres? ¿Qué rol adoptan durante la hospitalización de su hijo?.

-- No se aísla al paciente. En la Unidad de Hospitalización, los adolescentes reciben  visitas de sus padres durante el ingreso. Además, se recibe a las familias y, si es necesario, se trabajará con ellas durante ese  periodo. Los pacientes no perderán el contacto con sus progenitores salvo que uno de los problemas que puedan tener esté relacionado con ellos. Hay veces que el motivo del ingreso pasa porque hay disrupción en el entorno familiar.