•  |
  •  |
  • END

La actriz Katie Holmes se libró el pasado 27 de julio de sufrir un aparatoso accidente durante la grabación de su próxima película de terror, ‘Don’t be afraid of the dark’ en Australia. Al parecer, el coche en el que rodaba sufrió una aparatosa explosión.

Según informa ‘Radaronline’, Holmes se encontraba grabando una escena dentro de un coche cuando, sin previo aviso, la batería de éste explotó, causando una gran nube de humo. Segundos más tarde, el coche se consumía en llamas.

La escena, que no era parte del rodaje, dejó conmocionada a la actriz, que tuvo que tomarse el resto del día libre mientras los técnicos de efectos especiales intentaban descubrir qué es lo que había fallado. Afortunadamente, Katie no se encontraba dentro del coche en el momento de la explosión por lo que no resultó herida. Sin embargo, una fuente cercana reveló al ‘Daily Mail’ que lo ocurrido ha hecho que Holmes se preocupe más por el peligro a la hora de trabajar.

“Katie ya ha grabado algunas escenas desde el incidente, pero éste la ha hecho pensar sobre su seguridad en el rodaje. La escena del accidente será grabada más adelante, ya que obviamente Katie está muy nerviosa por el momento”.

El film es un remake de una serie emitida por la cadena norteamericana ABC a principios de los 70. En éste, Holmes comparte protagonismo con Guy Pearce (‘Memento’) y Bailee Madison (‘Un puente hacia Terabitia’) e interpreta a la novia del padre de una niña que descubre la existencia de unas extrañas criaturas que resultan ser demoníacas.