•  |
  •  |


Martín Ruiz Borge

Lo que Diego Sandino nos ha ofrecido a lo largo de su carrera de 15 años en la Primera División es espectacular. Dos veces ha ganado la Triple Corona del pitcheo, fue el primer lanzador en ser nominado Más Valioso en un Campeonato, tiene un “no hitter” que estuvo cerca del perfecto y en esta temporada se unirá al selecto grupo de cien triunfos.
Sandino acumula 93 victorias en su carrera que mal comenzó en 1994, pero que se solidificó y deslumbró con el nuevo siglo… Entre su debut y 1996 no ganó juego en 21 partidos jugados en tres campeonatos, pero desarrolló grandes cualidades para volverse un maestro desde la colina.
“Me preparo bien y tal vez por la mecánica que tengo no me canso mucho, esa es la clave. Siento que tiro y tiro y no me canso. Me sé cuidar. Si uno lo hace, el brazo siempre te responde bien”, ha dicho Sandino en distintas ocasiones.
En el año 2000, desde la colina del León, ganó 14 juegos, ponchó a 82 rivales y lanzó para 1.15 de efectividad en 156,2 episodios, y se llevó la Triple Corona monticular. Fue la sensación del Campeonato, por lo que se le otorgó el título de Más Valioso, distinción que sólo recibían los bateadores.
Sandino tuvo mucho trabajo entre 1999 y 2003. Era estelar en la liga local y de la Selección, y una lesión le hizo decrecer su rendimiento a mediados de la década (2004, 2005). Tras el debido descanso, tratamiento adecuado, y mejoría en su mecánica del pitcheo, volvió con creces y para el 2007 se adjudicó su segunda Triple Corona, empatando con Porfirio Altamirano. Esa temporada fue corta y con balance 8-0, 48 ponches y efectividad de 1.34 en 74 episodios, se llevó la distinción.
Tras ganar su segunda Triple Corona, Sandino aseguraba que su mejor pitcheo es la curva que la suelta por encima del brazo. Lo mismo su recta. Le ayuda que todos sus pitcheos son sobre el brazo y no tres cuartos como lo hacía antes. Eso le ayudó a mejorar su control.
“Mi lesión en su momento, también se debió al ángulo en que soltaba mis pitcheos. Ahora tengo mejor mecánica de realizar mis disparos y me siento hasta con mayor efectividad en la curva y con mejor velocidad en la recta”, dijo Diego, que también aprendió a manejar el juego.

Sandino necesita siete triunfos para ser el décimo cuarto ganador de 100 juegos y por tercer año seguido veremos alguno concretar la hazaña. En el 2009 fue Marvin Zelaya y en 2010 Julio César Raudez.
Veremos si consigue el registro con el Carazo, equipo con el que ganó 7 partidos en 2009 y sólo 3 en 2010. Si Carazo no clasifica habría que ver a quién refuerza. Ya estuvo con Masaya y Bóer, y fue el que le dio la corona a la tribu.
Otros que aspiran llegar a 100 victorias esta temporada son Álvaro López y Freddy Corea. Álvaro tiene 89 triunfos y regresa al Bóer, mientras Corea tiene 88 y está con Carazo.