•  |
  •  |

El acné es algo tan común, sobre todo en la difícil etapa de la pubertad, aunque no es producto de la edad exclusivamente. Lo cierto es que muchos lo siguen padeciendo décadas después de este periodo.

Puede ser que sea hereditario; es decir, que si tus padres tuvieron acné cuando eran adolescentes, es más probable que también vos lo tengás.

A continuación, te dejamos algunas recetas naturales y caceras que pueden ayudarte a combatirlo con éxito. Ojo, ante todo es fundamental visitar al dermatólogo, ya que existen diferentes causas que lo ocasionan, conocer cuál es la que te afecta a vos, puede aportarte mejores herramientas en tu plan de guerra contra el acné.

 

Tratamientos naturales antiacné
* Probá aplicarte puré de zanahoria como mascarilla durante 20 minutos, es un tips bastante efectivo.
* También podes colocarte varias veces al día la pulpa de aloe vera o sábila.
* Una mascarilla de avena es muy efectiva también. En un vaso con avena agregale agua caliente, esperá que se haga una pasta y ponétela en la región afectada con  acné.
    El ajo tiene muchas propiedades, frotándote sobre la zona afectada, sacarás a los indeseados puntos negros.
* Otra opción, está en las mascarillas de limón y miel, desinflaman y son un buen tratamiento contra el acné. Pero recordá que debés hacerla de noche porque el limón al sol, mancha la piel.
* Para combatir los puntos negros, podés optar por aplicarte tomate periódicamente.
    El lavado con abundante jabón, tan frecuente como sea posible, previene la grasa (si es posible hacelo con un jabón antibacterial, previene las bacterias que pueden acumularse en la piel y causar acné).
* Agua de caléndula: Cociná durante 5 minutos, 4 cucharadas de hojas y flores de caléndula por un litro de agua, y aplicátela  tres veces al día en las partes afectadas.
* Mezclar dos cucharadas de miel y el jugo de un limón, hasta que tome la textura ideal para que pueda ser colocada en tu rostro.  Dejá actuar aproximadamente 15 minutos, luego la retirás con un poco de agua. Esta es una mascarilla astringente.
* Esta tiene el mismo efecto que la anterior: mezclá 2 tomates bien maduros, 2 cucharadas de yogur natural y jugo de limón. Uso: Se mezclan todos los ingredientes y se aplica por media hora una vez al día.

 

Ayuda extra
El ejercicio de mañana, te ayudará igual que una alimentación sana con muchas verduras y frutas, además de no comer dulces. Para las chicas que se maquillan, presten atención a los productos y cremas que se aplican en el rostro, fíjense que no sean oleosos y que tus esponjas y aplicadores estén limpios para que no acumulen bacterias.

Los ingredientes que obstruyen los poros, tales como el aceite mineral no son recomendados para ningún tipo de piel.

Tratá de no tocarte la cara durante el día (las manos acumulan muchas bacterias y microorganismos, si te tocas la cara estarás infectándola).