•  |
  •  |

Representantes de Bienes Inmobiliarios Centroamericanos S.A., Bicasa, prometieron a los vecinos de la urbanización Altos de la Sabana que todas las obras de infraestructura que les fueron prometidas serán finalizadas en los plazos acordados en los contratos suscritos, y seguirán garantizando la seguridad en este proyecto que es parte del Programa de Vivienda Social.

Ante la denuncia vecinal de falta de seguridad en la zona, los directivos de la urbanización, encabezados por Luis Enrique Lacayo, Presidente de Bicasa, se presentaron a las oficinas de EL NUEVO DIARIO para responder a cada uno de los señalamientos de los inquilinos.

“Existen 52 viviendas habitadas en el proyecto, y 17 no pagan el servicio de vigilancia”, indicó Lacayo, quien refirió que la señora Sabrina Valdivia Centeno, el mismo día que fue víctima de robo en su vivienda, hizo uso de los beneficios de la póliza a la que tiene derecho por el pago del servicio de vigilancia.

También se le cambió la puerta de su casa y se aplicaron otras medidas, refirió Lacayo, quien se mostró sorprendido porque después de escuchar la queja y adoptar esas medidas se haya dispuesto a publicar el caso. “Pero aquí estamos para dar la cara y decirles que es un caso aislado, que, efectivamente, es producto de la inseguridad que se vive en todo el país”, señaló.

Recordó que la construcción de un mil 800 metros de muro perimetral se inició por las zonas críticas a petición de los vecinos, dejando de último la fachada como una obra complementaria de embellecimiento que estará lista en noviembre próximo, según los acuerdos suscritos.

Altos de la Sabana es un complejo de 228 viviendas que cuesta un total de dos millones de dólares, y se está cercando la zona con piedra cantera, con una inversión de 250 mil dólares, de los cuales, solo resta ejecutar el 10%, indicaron los ejecutivos.

Lacayo detalló que la seguridad es ofrecida por una empresa privada que no es parte del proyecto, Vigilancia C.R. S.A., la que cobra 300 córdobas por cada vivienda y eso permite tener a seis personas encargadas de esta labor en todo momento.

“Hemos reforzado el trabajo de vigilancia, y ahora seremos más estrictos, aunque eso ocasione algunas molestias e inconvenientes con los vecinos, de quienes esperamos comprensión y colaboración”, estimó Carmelo Reyes, director de Vigilancia C.R. S.A.