•  |
  •  |

Jubilado protesta por falta de atención del INSS
Roger Olivas / CHINANDEGA.

Desesperado se encuentra el jubilado Ramón Navarro, originario del Puerto de Corinto, debido al pésimo estado de la prótesis de su pie derecho, por lo que la mañana del viernes protestó en las instalaciones del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS) sucursal Chinandega.
Navarro, quien es dirigente de los jubilados en su natal Corinto, expresó que se ha caído varias veces debido aque la prótesis está destruida por el uso durante cuatro años, y necesita reparación inmediata.
“Hace 28 años tuve un accidente laboral, soy discapacitado y tengo pensión de vejez. Tengo tres meses de solicitar mi prótesis que por derecho de la Ley de Seguridad Social me corresponde, y no me dan respuesta”, expresó.
Dijo que Francisco Gradiz, delegado departamental del INSS en Chinandega, ha remitido comunicación vía internet y ha llamado telefónicamente a las oficinas centrales en Managua, pero no dan respuesta al caso.
“Gradiz me atiende gentilmente es el INSS Central, donde no dan contestación, existe negligencia en el área administrativa; la reparación de la prótesis se hace en 20 minutos, es un derecho que me asiste”, reiteró el jubilado.
Expresó que con administraciones anteriores del Seguro Social, ha tenido respuesta, por lo que espera que la actual atienda su llamado, al enterarse a través de EL NUEVO DIARIO.
Añadió que si a él que es dirigente de jubilados las autoridades del INSS Central,  lo discriminan, como será con los pensionados  a nivel general, que en varios casos sufren enfermedades.

 

Con programa financiado pro ASDI
Capacitación sanitaria y servicios básicos para más de 200 comunidades
Jasmina Escobar Sandino

Más de 200 comunidades del interior de Nicaragua recibieron capacitación sanitaria y otros servicios básicos, gracias al proyecto “Enlace para la Salud Comunitaria”, financiado por la Agencia Canadiense para el Desarrollo Internacional, ASDI, y ejecutado por Cruz Roja Nicaragüense y Cruz Roja Canadiense.
Ninet López Bravo, coordinadora regional del proyecto Enlace para la Salud Comunitaria Boaco y Estelí, explicó que para este programa se seleccionó a los beneficiados con el Ministerio de Salud, y se tomó en cuenta ciertos criterios específicos: desnutrición y mortalidad materna.
Se eligieron cuatro departamentos con tres de sus municipios, que presentaran los problemas de salud antes descritos, entre ellos están: Jinotega, Wiwilí y Yalí; en Madriz participó la ciudadanía de Telpaneca, Somoto y Cusmapa, y por Estelí, San Juan de Limay y La Trinidad.
Como parte del proyecto se capacitó a varios voluntarios de Cruz Roja Nicaragüense, quienes participan en la elaboración de cinco estrategias comunitarias; una para atender a niños menores de dos años, y mensualmente visitan las comunidades para ayudarles a los brigadistas de salud, y brindan consejería en alimentación.
También apoyan el plan de parto para una maternidad segura, que tiene como objetivo disminuir las mortalidades maternas y neonatales. Durante el proceso del embarazo se le da consejería, para que la mujer vaya a sus controles, conozca sus señales de peligro, y en el momento del parto acuda al centro de salud más cercano.
Igualmente, el programa incluye una estrategia comunitaria de métodos anticonceptivos. Se promueve la planificación familiar. Lo más importante de todo esto es que se integra al hombre, para que sea parte del cuido de la salud de la mujer, el niño y de la suya propia.
Clemente Balmaceda, presidente de Cruz Roja Nicaragüense, aseguró que se hizo una excelente labor junto al Minsa. Asimismo, informó que el monto aportado por ASDI, fue de más de cinco millones de dólares, lo cual tuvo un gran impacto en las comunidades donde se continuará trabajando.
Las comunidades beneficiadas fueron dotadas de agua potable, letrinas, centros de laboratorio y computación, entre otros servicios básicos.

 

Para más de 9 mil centros de Preescolar y Primaria
Despachan tercer cargamento para merienda escolar
Edith Pineda

El Ministerio de Educación, Mined, despachó el tercer y último cargamento de alimentos para los 9 mil 788 centros de Preescolar y Primaria del país beneficiarios del Programa Integral de Nutrición Escolar, PINE, que de acuerdo al vice titular de esa cartera, José Treminio, está influyendo en las cifras positivas de retención de los niños en las aulas.
Con la dotación de 162,354.72 quintales de alimentos entre frijoles, maíz, arroz, arvejas, cereales, aceite, harina, leche en polvo, entre otros, se garantizarán las 960,189 raciones diarias de la Merienda Escolar para el período de agosto a noviembre.
El viceministro destacó que el 91% de la población escolar matriculada en los niveles beneficiarios reciben la Merienda Escolar que según sus valoraciones es clave para la superación de los rezagos educativos.
La  inversión económica de esta entrega es de 191.6 millones de córdobas de un total de 512 millones de córdobas que fue lo presupuestado este año con el apoyo del Programa Mundial de Alimentos.
Treminio además se refirió a la ampliación en 244 los huertos escolares, que en total ahora suman 1,788, para proveer los alimentos complementarios de la Merienda Escolar.