•  |
  •  |

La señora María Magdalena Dávila López, habitante de la comunidad San Diego, municipio de El Jícaro, departamento de Nueva Segovia, denunció que ha sido víctima de engaño de parte de dos abogados de la cuidad de Ocotal, quienes le llevaron la defensa de un hermano detenido.

Dávila señaló al abogado Hollman Alexander Morales, quien le cobró como honorarios 20 mil córdobas, para llevar la defensa de Eddy Juan Dávila López --hermano de la denunciante--, quien fue acusado por el delito de homicidio en Ocotal en mayo de 2010, y se encontraba guardando prisión en el Sistema Penitenciario de Estelí.

Pero al ver que su hermano continuaba detenido en la cárcel, sin que el abogado cumpliera su compromiso de defenderlo, ya que solo había introducido un escrito y después había desaparecido y dejado a Eddy Dávila en la indefensión, su  familia procedió a buscar al “defensor” para reclamarle y pedirle que regresara el dinero, pero la respuesta que obtuvieron es que “lo que entra a mi bolsa no sale”.

La familia Dávila López buscó los oficios de otro litigante, el abogado Pedro Joaquín Ramos Ruiz, recién incorporado en la Corte Suprema de Justicia, CSJ, pero no tiene autorización como notario y aún así utiliza un sello.

Añadió que Ramos Ruiz, de manera fraudulenta les quitó 21 mil 500 córdobas y copias de escrituras de propiedad a manera de garantía de pago, como también les hizo Morales.

Una vez alertados, los familiares de Dávila López, quienes literalmente quedaron en la calle, procedieron a contratar los servicios de otro litigante, quien sí sacó a su hermano del Sistema Penitenciario de Estelí, una vez demostrada su inocencia.

Puesto en libertad el acusado, procedieron a interponer denuncia ante el Ministerio Público de Ocotal, para exigir que Pedro Joaquín Ramos Ruiz les devolviera sus copias de escrituras y dinero.

Pero ante la desconfianza de todo lo que les había pasado y sabiéndose amenazados por Ramos Ruiz, decidieron denunciar ante la CSJ a los dos abogados.

La Fiscalía de Ocotal inició un proceso penal en contra de Ramos Ruiz,  acusado de cinco delitos: falsificación material, uso de documentos falsos en concurso real con obstrucción a la justicia, falsificación ideológica y patrocinio infiel, según registra el expediente número 0237-0712-010PN, en el juzgado local penal de Ocotal a cargo del doctor Mario Barberena.