•  |
  •  |

Los empleados y estudiantes de la Universidad Nacional Agraria, UNA, se han convertido en víctimas eternas de las malolientes emanaciones de gases de la Zona Franca Industrial Las Mercedes. Hace algunos años, EL NUEVO DIARIO publicó varios reportajes al respecto, y después de negociaciones entre autoridades universitarias y las empresas aledañas se llegó al acuerdo de no contaminación; sin embargo, esta fotografía tomada recientemente muestra lo contrario. CORTESIA/END