Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

Separación dolorosa pero remediable: Boletín de visas

Dr. Franklin Franklin*

Carta recibida:
Estimados señores de AyudaUSA. En diferentes oportunidades he leído la columna de AyudaUSA, sobre la asesoría que ustedes ofrecen a hermanos nicaragüenses con problemas migratorios y consulares. Mi nombre es Carolina, espero que puedan aclarar mis inquietudes. He obtenido residencia en USA a través de petición familiar de mi madre ciudadana americana. Mis trámites duraron varios años; yo estaba casada cuando ella introdujo la petición (i-130), que incluyó a mi hijo menor que en ese entonces apenas tenía nueve años.

Cuando me llamaron para los trámites finales en el Consulado gringo, no incluyeron a mi hijo por ser mayor. Sin embargo, pienso que él tiene derecho por haber sido menor cuando el trámite se inició. Mi hijo ahora tiene 27 años y está soltero.

Me gustaría conocer la ley de inmigración y dónde puedo encontrarla. Agradezco su atención a la presente.


Carolina.

Respuesta:
La columna de AyudaUSA nació un tercer viernes del mes de mayo de 2004 en EL NUEVO DIARIO, con la misión y el espíritu de orientar con un lenguaje sencillo sobre los contenidos de códigos, procesos, leyes migratorias y consulares de Estados Unidos.

En el presente mes de mayo estamos de aniversario, cumpliendo cuatro años de llegar ininterrumpidamente todas las semanas a decenas de miles de lectores, por medio de la edición impresa o cibernética en EL NUEVO DIARIO, sección CONTACTO END. Gracias por preferirnos, por leer la columna todas las semanas.

Pues bien, pasando al caso de nuestra amiga lectora; Carolina, tenemos que clarificar que en la petición de una madre --ciudadana estadounidense-- por su hijo (a) mayor de 21 años, están automáticamente incluidos el cónyuge del beneficiario principal y los hijos menores de 21 años del mismo, si los hay.

Como la petición (i-130) es de preferencia (ver boletín de visa), toma su tiempo en ser adjudicada, en recibir su cita consular para el trámite final; pero los hijos del beneficiario principal siguen creciendo, el reloj NO se detiene. Por consiguiente, al ser mayores de edad pierden el beneficio secundario de la visa que les daba el derecho de emigrar conjuntamente con el padre o la madre, que es la beneficiaria principal. Pero este derecho se pierde en el sistema de preferencias.

Una solución estimable lectora, es que usted, y también su esposo que es residente, hagan por separado, cada uno de ustedes, una petición (i-130) nueva por su hijo soltero. No piense que es larga, que tomará varios años; simplemente háganla, puesto que llegará el momento que cualquiera de ustedes se convierta en ciudadano gringo por naturalización, y el caso cambiaría de categoría. Otra alternativa para su hijo es ver la posibilidad de gestionar una visa temporal de trabajo profesional, o una visa F1 de estudiante; en fin, cualquiera de varias visas temporales disponibles que tienen una duración de varios años de permanencia legal en Estados Unidos, mientras la petición formal de ustedes llega a su tiempo de madurez, y al derecho único en la visa de residencia.


¿Desea conocer más sobre las leyes de migración gringa?
AyudaUSA está preparando seminarios profesionales en diferentes niveles (primer, segundo y tercer nivel), y en español, sobre leyes, códigos y procesos de migración de EU.

Se impartirán en Nicaragua, Honduras y quizás en Costa Rica. Al concluir TODOS los seminarios, el participante obtendría un diplomado en la materia. Espere noticias en esta columna. Pero si desea estudiar la ley de forma independiente, esta se encuentra en varios códigos, manuales, libros y tratados escritos en inglés.

Para una orientación mayor, visite nuestra oficina central en Miami, o nuestra sucursal en Managua. Le ayudaremos.


Boletín de visas de mayo
Todos los meses el Departamento de Estado de Estados Unidos (Usdos), publica las fechas de prioridad de las visas, de los casos que ya pueden gestionar la visa de inmigrante por peticiones familiares (previo trámite correspondiente).

A las peticiones familiares (formulario i-130) para residencia en EU que fueron sometidas al Departamento de Servicios de Ciudadanía y Naturalización (Uscis), por un ciudadano estadounidense o un residente legal, el sistema les asigna una fecha de inicio, de prioridad, y un número de caso correspondiente. Para el mes de mayo del presente, las fechas de prioridades que están listas para gestionar la visa de emigrante y tomar el avión con destino a EU, para completar la reunificación familiar son las siguientes: Primera preferencia: 08 de marzo de 2002. Segunda 2A: 08 de junio de 2003. Segunda 2B: 01 de junio de 1999. Tercera preferencia: 08 de junio de 2000. Cuarta preferencia: 08 de agosto de 1997.

Las peticiones de un ciudadano estadounidense son de trámite inmediato, cuando se trata del cónyuge, hijos o entenados solteros menores de 21 años, o del padre o la madre del gringo-nica. Aunque la petición (i-130) es para un familiar inmediato, es decir, sin tiempo de espera, en la práctica burocrática por razones de seguridad nacional, después de los actos terroristas de septiembre once de 2001, toma varios meses en ser aprobada por Uscis (Inmigración de EU), y enviadas al Centro Nacional de Visas (NVC) para su traslado al Consulado gringo en el país de nacionalidad del beneficiario; aunque en ciertos casos se puede cambiar el consulado donde se hará el trámite final. La petición de un ciudadano gringo se convierte en trámite de “Primera Preferencia” cuando se trata de hijos mayores de 21 años solteros o divorciados.

De tercera preferencia cuando son hijos de cualquier edad pero casados (el caso de nuestro amigo lector Luis). De cuarta preferencia cuando se trata de hermanos o hermanas (solteros o casados) del peticionario, ciudadano nica-estadounidense. Esta categoría incluye al cónyuge e hijos menores de 21 años del familiar. Las peticiones por residentes:
Las i-130 sometidas por un nicaragüense residente legal en EU son de segunda preferencia (clasificación 2A), para beneficiar a cónyuges, hijos o entenados solteros menores de 21 años. También está la clasificación 2B para hijos solteros mayores de 21 años de edad, de residentes permanentes. El “aprendiz de Quijote” ha escuchado que muchas veces el familiar del nica en EU, está esperando obtener la ciudadanía para comenzar el trámite. Una vez más, AyudaUSA les recomienda que NO esperen NADA, que realicen la petición i-130 tan pronto se tenga el derecho que la ley migratoria nos concede. ¡El resto, es historia!

*Sociólogo, catedrático / Inmigración AyudaUSA, PA
ayudausa@hotmail.com / Miami: 305-220-7000;
Managua: 266-2000 / Celular: 893-3000;
Casa 30, Reparto San Martín