•  |
  •  |

Muchos buscan alcanzar el llamado “sueño americano” con una visa permanente en los Estados Unidos, pero lo consideran lejano y difícil de obtener, sin embargo, una probabilidad es optar al Programa de la Lotería de Visas de Diversidad.

Según el estudio Centroamericanos Redefiniendo Fronteras, del Servicio Jesuita de Migrantes, en los últimos 17 años el gobierno de Estados Unidos envió de regreso a sus países de origen a 24 millones de inmigrantes, la mayoría por falta de documentación.

Sin embargo, la puerta anual para obtener la residencia permanente se abrió desde el pasado 4 de octubre, y el próximo sábado 5 de noviembre, a medio día en punto, se cierra la convocatoria de inscripción del año fiscal 2013, para quienes lo soliciten.

Robert Batchlder, Cónsul General de la Embajada de los Estados Unidos en Nicaragua, señaló que esta es una oportunidad que su país permite anualmente para que las personas interesadas viajen legalmente a la Unión Americana y se les permita trabajar allá.

Para ser partícipe se necesita llenar una solicitud electrónica gratuita que puede encontrar en el sitio www.dvlottery.state.gob, la cual deberá llenarse con sus datos personales e información veraz.  Posteriormente, a la persona se le entrega un código para que en el mismo sitio web pueda conocer si su solicitud fue aprobada.

El sistema de selección es realizado por una computadora, la cual determina los nombres aceptados. Los participantes podrán conocer si su solicitud fue aprobada el 1 de mayo del 2012.

El siguiente paso es una entrevista en el Consulado de Estados Unidos en Nicaragua, tras la cual se establecerá si es ganador o ganadora de la residencia permanente.

50 mil visas a nivel mundial
Según el diplomático, el programa está disponible para quienes cumplan con los requisitos básicos, y están disponibles 50 mil visas a nivel mundial para aquellos países de bajo nivel de inmigración a Estados Unidos.

Advirtió que hay cantidad de estafadores. Mientras unos aseguran que solo pagando por sus servicios tendrán asegurada la visa, otros envían correos electrónicos pidiendo dinero.

“No hay que entregar dinero a personas no autorizadas por el gobierno estadounidense, ni fuera de la Embajada ni por correo electrónico. Sí existe un cobro, pero este se realiza únicamente después de la entrevista y en la Embajada, lo cual es el pago de la visa”, explicó el cónsul.

Berenice Mariscal, oficial del Programa de la Lotería de Visas de Diversidad, destacó vía telefónica que de 2 mil 744 nicaragüenses inscritos en 2010, se seleccionó a 26, y en 2011 los ganadores fueron 49, lo que muestra que en los últimos años se ha incrementado el número de nicaragüenses beneficiados, ya que en 2006 fueron solo 11.