•  |
  •  |

La Fundación Déjame Intentarlo está apostando a la educación técnica para brindar mejores oportunidades a los jóvenes de Ciudad Sandino. A corto plazo, la meta es concluir las gestiones que permitan la construcción de un instituto con una oferta académica que se corresponda a las necesidades e intereses de los jóvenes de la zona, que hoy no cuentan con una opción educativa con ese perfil.

El proyecto educativo que ya va tomando forma, se encuentra actualmente en la etapa de identificar las áreas de formación más convenientes, en una comunidad como Ciudad Sandino, donde en los últimos años las oportunidades de empleo las han dado las zonas francas, que son empresas de corta vida, de modo que es vital que la población desarrolle capacidades.

En esta labor se han aliado a la Universidad Americana, UAM, que los respaldará con el diseño de la oferta de estudio.

Ernesto Medina, rector de la UAM, señaló que es necesario reivindicar la importancia que tiene la formación técnica, considerada la “Cenicienta” de la educación, ya que su órgano rector, el Instituto Nacional Tecnológico, Inatec, recibe un financiamiento estatal “simbólico” y en la práctica esa entidad presenta debilidades de definición de su oferta de estudio, de calidad y de pertenencia.

“Eso los jóvenes lo captan y creen que allí (en la educación técnica) no van a encontrar respuesta ni para sus aspiraciones personales y tampoco creen que lo que allí aprenden va servir de algo”, expresó el rector, para referirse a cuán importante es que se empiece a enfocar la educación técnica como una opción que permita darle verdaderas oportunidades a la juventud. Ciudad Sandino será un buen punto de arranque, consideró.

El proyecto de la Fundación Déjame Intentarlo ya cuenta con el respaldo del gobierno regional de Cantabria (España), mismo que se hará formal en enero con la firma de un convenio marco.

También han hecho gestiones para recibir apoyo de organismos y esperan poder contar con el respaldo del empresariado nacional.  De acuerdo al padre Marcelino Arce, de la Fundación Déjame Intentarlo, buscan enlazar el tema de formación con el empleo, de modo que sea la  preparación técnica una respuesta real a las necesidades de la población del municipio de Ciudad Sandino.