Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

El director general de Servicios de Salud del Ministerio de Salud (Minsa), Carlos Jarquín, advirtió esta semana que las muertes por cáncer van en aumento. Según el médico, hace cuatro años, la mortalidad por cáncer, a nivel local, era del 8 por ciento.

Pero actualmente es del 14 por ciento. Eso se debe, según Jarquín, a que los pacientes se tratan la enfermedad en la fase final. Es decir, en las etapas dos, tres y cuatro, cuando hay pocas probabilidades de curación.

“El tipo de cáncer que predomina en general, es el de estómago”, indicó el doctor. Aunque si se separan los casos por género, se observa, de acuerdo con el médico, que en la mujer prevalece el cáncer cérvico uterino; en el hombre el de próstata, y en la población infantil la leucemia o cáncer en la sangre.

Otra novedad es que “el cáncer cérvico uterino se está detectando en mujeres de 17 y 18 años, cuando lo normal era detectarlo en mujeres en edad reproductiva, es decir mayores de 24 años”, apuntó.

Cientos de casos nuevos por año
La jefa del Servicio de Oncología del Hospital Bertha Calderón, Indiana Talavera, destacó que en Nicaragua se cuantifican al año 500 nuevos casos de cáncer cérvico uterino, y entre 300 y 350 nuevos casos de cáncer de mama, cifras con las que nuestro país toma la delantera en la región.

Talavera detalló, además, que en el segmento femenino, “las tasas de incidencia anual de cáncer en los últimos tres años es de 47 casos por cada cien mil mujeres en el país, y en mortalidad es de 22 casos por cada cien mil mujeres”. Y lo “más triste”, según la experta, es que se lleva ese ritmo por falta de prevención. “Ese es uno de nuestros principales problemas”, recalcó.


Tienen plan, pero no recursos
Jarquín, sin embargo, refirió que también tienen pegones con la infraestructura. “Tenemos recursos humanos calificados, pero nos hacen falta más hospitales. Necesitamos, además, más quirófanos especiales, más laboratorios de patología, y más unidades móviles que nos permitan ir a otros departamentos para hacer detecciones oportunas del cáncer cérvico uterino”, admitió.

No obstante, también subrayó que ya en Managua hay centros de alta tecnología en los hospitales “Manolo Morales” y “Lenín Fonseca”, que ya están permitiendo dar un “mejor” diagnóstico.

La directora de Normación, Clelia Valverde, expuso ante la comunidad científica local que ya se cuenta con un plan estratégico nacional del cáncer. Éste implica, entre otras cosas, capacitaciones al personal que labora en las unidades primarias de salud, así como dotación de equipos.

También se requiere campañas educacionales sobre prevención del cáncer, y la divulgación de directorios en los que se señalan los programas existentes para lidiar con la enfermedad. Pero Valverde advirtió que todavía faltan recursos económicos para ponerlos en marcha. “Hay que ver de dónde se saca el dinero para eso”, puntualizó.



¿Cómo prevenirlo?
De acuerdo con la jefa del Servicio de Oncología del Hospital “Bertha Calderón”, Indiana Talavera, el cáncer tiene que ver con varios factores: “Están los genéticos, obesidad, tabaquismo y hábitos alimenticios inadecuados. Entonces, hay que comenzar con buenos hábitos alimenticios para prevenirlo”, dijo.

El cáncer cérvico uterino, sin embargo, está asociado con el inicio de una vida sexual en “edades tempranas” y a “múltiples” partos. Talavera aconsejó al respecto chequeos periódicos en general. “Al menos una vez al año”, recomendó.