•  |
  •  |
  • END

Unas 300 familias del barrio Manchester que resultaron damnificadas por las últimas lluvias y que ahora ocupan varios centros de estudio, serán reubicadas en los próximos días en el asentamiento Cristo Rey, al oeste de Tipitapa, informó el director ejecutivo del Sinapred, Ramón Arnesto Soza, quien prometió 790 dólares a cada núcleo familiar, láminas de zinc y plástico negro.

Soza señaló que los damnificados deben abandonar los siete centros educativos donde ahora están albergados, pues urge reparar las escuelas antes del tres de febrero, cuando inicia el año lectivo. Algunas familias se niegan a ser trasladadas, pues afirman que no hay condiciones para vivir en esta zona de Tipitapa.

El funcionario del Sinapred admitió que las condiciones en ese lugar son difíciles, pero algunos jefes de hogares ya aceptaron el traslado.

“Estamos creando las condiciones, hemos platicado con la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillado Sanitario, para la construcción de un pozo de agua potable. Se están haciendo estudios del agua con el Ministerio de Salud y se está trabajando en el mejoramiento de los caminos”, dijo el Director del Sinapred.


No hay opción
Además, dijo que no hay opción para estas familias, ya que este asentamiento es el único que pueden proveerles. Soza reconoció que esto afectará el ingreso de las familias, pues muchas trabajan en los semáforos de la capital, pero ahora pueden trabajar en las maquilas que están en la zona de Tipitapa.

El funcionario expresó que para eso se les entregó una suma para 30 días de alimentación. “En ese plazo pueden resolver su situación de empleo y pueden crear las condiciones básicas para su albergue”, señaló.


Mined instalará escuelas
El ministro de Educación, Miguel De Castilla, afirmó que en este asentamiento instalarán toldos para iniciar una escuela y así garantizar que los pequeños tengan derecho a la educación.

El titular de Educación dijo que los centros deben ser desalojados, pues las familias han causado daños a la infraestructura escolar. “Están cocinando con leña en las aulas, las paredes están manchadas y no existen condiciones para que sigan allí”, dijo De Castilla.

Soza dijo que también se les instalará una champa para que médicos puedan brindar atención médica a esta población.