•  |
  •  |
  • END

El Ministro de Energía y Minas, Emilio Rappaccioli, dijo que el gobierno con el apoyo de los diputados de la Asamblea Nacional, impulsarán un modelo que permita incidir en los precios de los combustibles que se exponen en las pizarras de las diferentes estaciones de servicio del país, los que semana a semana calculan y modifican las petroleras a su libre discreción argumentando altibajos en el mercado internacional.

Rappaccioli aseguró que existe “preocupación” en los poderes Ejecutivo y Legislativo respecto a la fijación de los precios de estos productos, ya que mientras baja el precio internacional del barril de petróleo, no sucede lo mismo con sus derivados a nivel nacional.

“Le podría llamar Paridad Importación (al modelo de regulación). Podemos diseñar que probablemente va a hacer parecido al que tienen las empresa petroleras, pero va a tener una connotación especial, que podrá ser y convertirse en el parámetro fundamental para llevar un cierto control en la cuantificación de los precios de combustibles que se consumen en el país”, expuso Rappaccioli.

Agregó que el propósito de crear ese sistema de control es que los precios de los combustibles “más o menos tengan consistencia con el comportamiento de los precios internacionales”.


Hay más preocupación
“Desde hace varias semanas hay preocupación en el gobierno. Hay preocupación en el INE (Instituto Nicaragüense de Energía), hay preocupación de parte del presidente (Daniel Ortega), hay preocupación de parte del Ministerio (de Energía y Minas)”, dijo el ministro, quien también confirmó que este martes se reunieron con funcionarios del ente regulador para buscar un mecanismo de control, tal como lo publicó EL NUEVO DIARIO en su edición del miércoles pasado.

Las declaraciones de Rappaccioli surgen tres días después de que el diputado Agustín Jarquín Anaya le enviara una carta en donde le solicita “conformar a la brevedad una Comisión Especial que elabore una propuesta de metodología justa y transparente para determinar con certidumbre, objetividad y equidad los precios de los combustibles”.


Infinity a la espera
Rappaccioli también reveló que ya está en manos del Procurador General de la República, Hernán Estrada, los dos contratos de concesión para la exploración y explotación de petróleo y gas natural en el mar Caribe nicaragüense, que en los próximos días podría estar firmando con la empresa Infinity Energy Resources de Kansas, Estados Unidos.

“El proyecto del contrato (de concesión) elaborado por nosotros está en manos del Procurador General de la República para su propia evaluación, y una vez que le dé el visto bueno, se lo comunica al Presidente (Ortega) y probablemente lo autorice para que (Hernández) lo firme en nombre del Presidente de la República”, refirió el titular del MEM.

De acuerdo con los funcionarios del MEM, las áreas de concesión que se le otorgaría a Infinity en el Mar Caribe nicaragüense cubren un total de 5 mil 610 kilómetros cuadrados, divididos en los bancos Tyra (3 mil 342 kilómetros cuadrados) y Perla (2 mil 268 kilómetros cuadrados).


Energía renovable
El Ministro de Energía y Minas dio esas declaraciones en el Hotel Intercontinental Metrocentro, en un seminario que sostuvieron con representantes del sector energético de nuestro país y de Noruega, interesados en la producción de energía renovable en Nicaragua.

Hakon Araid Gulbrandsen, Ministro de Relaciones Exteriores de Noruega, indicó que aunque su país tiene una mayor experiencia en proyectos hidroeléctricos, el propósito de su visita a Nicaragua es conocer dónde se podría invertir en planes de energía renovable para, posteriormente, promover inversiones mixtas entre empresas públicas y privadas de ese país nórdico.