• |
  • |
  • END

Carta recibida:
Estimado “Aprendiz de Quijote”, mi nombre es Marisol. Soy originaria de la Isla de Ometepe, pero vivo en Managua. Mi esposo (ciudadano americano) se encuentra en Los Ángeles, California. Él sometió la petición de residencia por mí hace más de un año, pero nada que salen aprobados los benditos papeles.

Yo no puedo seguir viviendo en Managua, estoy de arrimada donde unos parientes, les pago algo por vivir con ellos... pero ya no aguanto vivir separada de mi marido, él se encuentra enfermo, solo, con una tremenda gripe, fiebre, tos y nadie que lo cuide. Y yo sin hacer nada en Nicaragua. No es justo que nos tengan separados.

Estamos pensando que en mayo yo viaje legal a México. Mi marido en su carro y con pasaporte americano me llegaría a buscar y nos trasladaríamos a vivir juntos a Los Ángeles, y cuando salgan los papeles, me regreso a Managua. Voy al consulado estadounidense a finalizar los trámites de la residencia. Después, en vuelo directo, regreso a Los Ángeles. ¿Qué le parece? ¿Verdad que es posible? ¿O será mejor pedir visa temporal?
Se me quema el corazón, el cuerpo, por estar con mi marido. Una fiel lectora de AyudaUSA, de muchos años.

Marisol, Managua.


Respuesta:
Muy pronto (en mayo) esta columna de AyudaUSA cumplirá cinco años de llegar a diferentes rincones de nuestra nicaragüita, e internacionalmente, fuera de ella, exclusivamente por EL NUEVO DIARIO. De antemano mil gracias por leernos, escribirnos, por compartir sus dudas, inquietudes, por su confianza en esta columna semanal, única en su clase en Centro y Suramérica. Siempre guardando la privacidad e integridad de datos, información personal que nos envían en sus correos electrónicos.

Para beneficio de miles de lectores, desglosemos pues el drama de Marisol.

1. Asumiendo (muy difícil) que su marido pueda pasarla ilegal a California, usted no tendría derecho a ningún status en territorio estadounidense, y si es detectada por cualquier Policía local, o en el peor de los casos, por un oficial de Inmigración, tendría una deportación sumaria sin derecho a fianza, sin derecho a nada. Aun teniendo marido gringo, Marisol, la deportarían directo a Nicaragua, con el correspondiente castigo de no poder regresar legalmente a EU por cinco años. Quizá pueda gestionar un perdón migratorio, pero será muy difícil que se lo aprueben dadas las circunstancias.

2. Asumiendo que no le pasa nada en California, amiga lectora Marisol, y que regresa a Nicaragua de la misma manera que salió, ya sea por avión o por puesto fronterizo terrestre, habrá un registro de sus salidas y entradas a Nicaragua, del tiempo que permaneció fuera, de su visita a México. Y conociendo lo cuidadoso, meticuloso e inquisitivos que son los oficiales consulares de EU, dudo de que no se den cuenta de lo actuado por usted. Ahora, bien, si usted pasa menos de seis meses ilegal en EU, es posible que no le den castigo en el consulado, puesto que la ley impone castigo por ilegalidad en seis meses o más, pero si miente en los formularios -–como pienso que lo hará—- estará cometiendo fraude, ocultando un hecho material, y lógicamente, castigable con la no visa posiblemente de por vida.

Visa temporal
3. Cuando se tiene una petición familiar pendiente (i-130) de un ciudadano o residente legal de EU, en los corazones de nuestras lectoras, ahí... hay mucha ansiedad, incertidumbre, por la separación entre cónyuges, madres e hijos. Hay ansiedad, tristeza en la mujer nica, la cual busca alternativas ilegales para una reunificación familiar en EU. Pero el precio que generalmente paga al final en su intento de ilegalidad es... demasiado alto. Posiblemente la separación forzada por más tiempo de lo previsto originalmente, y en ciertos casos, hasta “divorcio”.

Recordemos que la ley y códigos de inmigración presumen que todo nica o extranjero que solicita visa temporal de cualquier tipo, tiene que calificar para ella. Hay que demostrar de forma clara e inequívoca que regresará a su país de origen después de su visita temporal a EU.

Cuando una nicaragüense solicita una visa de cualquier tipo, en cualquier consulado de EU en el mundo, está “sometiendo una declaración verbal, planilla, formulario” bajo penalidad de perjurio, de escribir y decir la verdad. Si en los datos que está proporcionando hay información medio engañosa, medias verdades, medias mentiras, o está ocultando factores materiales, está cometiendo fraude, perjurio en la solicitud, en la gestión de visa. Esto es castigado severamente con la pérdida de visa o status migratorio.

Recomendación final

En AyudaUSA somos de la opinión que usted, amiga Marisol, está cerca de tener una aprobación en la petición (i-130) por el Servicio de Migración de EU. Llame a su esposo, Marisol, dígale que nos llame a Miami. Que gestionaremos gratuitamente su caso. Posiblemente en corto tiempo el caso sea transferido al Nacional Visa Center (NVC), ellos notificarán al peticionario-beneficiario y tendrán que pagar el inicio del los trámites consulares, como el afidávit de responsabilidad financiera I-864 (70 dólares) y la visa de residencia (400 dólares).

También tendrán que someter los formularios consulares DS-230 parte 1 y 2, y documentación adjunta. Cuando el caso esté completo por el NVC, éste será enviado al consulado americano en Managua para la adjudicación de la visa de residente. Y con mucha dignidad criolla, entrar y hacer campamento en tierras del norte. Tenga un poquito más de paciencia, de fe, Marisol, que en el umbral de la visa, usted... se puede quemar. ¡El resto... es historia!
(*) Sociólogo, catedrático, jurisprudencia
Migratoria-Consular & Derechos Humanos
Inmigración AyudaUSA / Miami: 305-220-7000
Managua: De la Racachaca, 3c abajo y 3c al sur. #30.

Telf.: 2266-2000 / Cel.: 8893-3000
ayudausa@hotmail.com