• |
  • |
  • END

Más de 400 pobladores de diferentes puntos del país se quedaron esperando a los funcionarios de Enacal y del INAA, en una asamblea organizada por los directivos del Instituto Nacional de Defensa de los Consumidores (Indec), para que explicaran el porqué del desabastecimiento de agua potable en sus zonas, además de buscar alternativas en conjunto con representantes de Unión Fenosa y del INE.

A la actividad fueron invitados los directivos de la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (Enacal) y del Instituto Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillado (INAA), sin embargo, sólo llegó Jorge Katín, Gerente de Comunicación de Fenosa, y los ingenieros Mario Fava Vargas y Germán Ruiz, delegados del INE. La invitación fue recibida en la recepción del INAA el pasado miércoles a las 9:35 de la mañana por “Alfredo C.”, según la firma estampada, y 30 minutos después, a las 10:05 de la mañana, fue entregada en la sede de Enacal, según se lee en la copia de “recibido” en poder de EL NUEVO DIARIO.

“Nosotros lo que vemos es que no hay voluntad de que exista un acercamiento con las organizaciones de consumidores. Creemos que doña Ruth Selma (titular de Enacal), debería analizar esta situación porque la problemática del agua es una realidad y no se puede ocultar.

Está latente el problema y nosotros lo que queremos es buscar cómo resolver esto, pero no vemos que ella muestre interés”, dijo Marvin Pomares, director del Indec.

Enacal: todos estaban ocupados

Pomares explicó que la intención era hacer un esfuerzo para llegar a acuerdos que beneficiaran a la población, pues dijo que no se trata de que Enacal esté culpando a Fenosa del desabastecimiento, sino de buscar soluciones con el apoyo de los consumidores.

Cristian Gutiérrez, divulgadora de Enacal, justificó la inasistencia de los funcionarios de Enacal, diciendo que “todos los ingenieros estaban ocupados haciendo las pruebas en el pozo que se inaugurará mañana (hoy) en Altamira, y en la agenda de doña Ruth tenía programada una actividad”, pero no precisó cuál.

Desde febrero de 2008, el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), la Red Nacional de Defensa de los Consumidores (RNDC) y otras nueve organizaciones aglutinadas en las Asociaciones de Consumidores y Usuarios de Nicaragua (Unacun), han solicitado a Enacal un “diálogo abierto” para buscar alternativas al problema del desabastecimiento de agua potable, pero todavía siguen esperando respuesta.

Anuncian nuevas protestas

Ante la inasistencia de los funcionarios de Enacal y del INAA, delegados del Indec en varios lugares del país, se mostraron molestos y anunciaron protestas en las delegaciones de cada municipio, para exigir un mejor servicio del agua potable y pagos justos.

“Como doña Ruth Selma no quiere negociar vía diálogo, entonces le vamos a mandar un mensaje: en León no vamos a seguir permitiendo que hayan cobros ilegales y esta semana que viene, vamos a trabajar fuerte. Vamos a arrancar esos medidores y le vamos a demostrar a ella que nosotros en León tenemos fuerza y no vamos a permitir que pisoteen nuestros derechos”, expresó molesta Karla Arce, delegada del Indec en León.

“No se equivoque doña Ruth Selma, porque nosotros la subimos (al puesto de presidenta de Enacal) cuando representaba a los consumidores, y si las torres gemelas que son las torres gemelas se derrumbaron, así también puede caer”, gritaba doña Leticia Quintanilla, usuaria de Enacal de la ciudad metropolitana.

Pomares anunció protestas en las delegaciones de Enacal para la próxima semana, en la asamblea denominada “Nicaragua quiere agua”, que se llevó a cabo ayer en el auditorio “Salomón de la Selva” de la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI), con asistencia de pobladores de Chinandega, León, Boaco, Masaya, Rivas, Tipitapa, La Concha y de la Isla de Ometepe.