Martha Vásquez Larios
  •  |
  •  |
  • END

José Solano Candia, propietario del bar y billares “Fanáticos Sport Bar”, se encuentra detenido en el Distrito Cuatro de la Policía Nacional, para enfrentar la próxima semana un juicio oral y público por el delito de aprovechamiento indebido del fluido eléctrico en perjuicio de las empresas distribuidoras de energía eléctrica.

Solano sería el primer ciudadano juzgado por sustraer o robar energía eléctrica en el país, después de la entrada en vigor la Ley Antifraude, en agosto de 2008.

Según Marlon Campos, asesor legal de la empresa Disnorte-Dissur, el acusado debe 167 mil córdobas por sustraer energía de forma ilegal, equivalentes a 12 meses de robo.

Además, debe las facturas corrientes de unos 174 mil córdobas correspondientes a seis meses.

El robo se detectó en diciembre de 2008, cuando en el negocio ubicado de la Rotonda de Bello Horizonte 100 metros al oeste, una brigada antifraude descubrió la presencia de una línea trifásica directa, utilizada para sustraer energía eléctrica, sin ser registrada por el equipo de medición de la distribuidora.

Lo declaran rebelde

Posteriormente se inició un proceso administrativo que culminó con la certificación de parte del Instituto Nicaragüense de Energía, de acuerdo con la Ley 661 o Ley Antifraude, y mandó a pagar al cliente, pero éste nunca se presentó a hacer arreglo de pago, explicó Campos.

Luego de agotada la vía administrativa, la empresa se fue por la judicial, cuyo caso está radicado en el Juzgado Segundo Local Penal de Managua, donde fue citado tres veces, pero el señalado no se presentó.

Según el artículo 236 del nuevo Código Penal, comete delito por aprovechamiento indebido de fluido eléctrico, “quien por medio de una conexión ilegal o alterado los sistemas de control y mediación, obtenga o utilice para sí o para un tercero, los servicios de agua, electricidad, telecomunicaciones u otros servicios públicos, con perjuicio para la empresa suplidora o de otros usuarios…”

El acusado permanecerá en prisión hasta el próximo martes 17 de noviembre, cuando se realizará la audiencia en el Juzgado Segundo Local Penal de Managua.