Dr. Franklin Franklin Chavez*
  •  |
  •  |

Carta recibida:
Hola “Aprendiz de Quijote”, en mi familia leemos todos los viernes la columna que sabiamente publican por EL NUEVO DIARIO y nos parece fenomenal en el tema migratorio estadounidense.

Le queremos plantear nuestro caso, y quizá con el favor de Jehová y la ayuda de usted encontremos solución al problema aquí expuesto:

Mi hermano y yo fuimos pedidos por nuestra madre nicaragüense, la cual es ciudadana americana. Los trámites consulares para la residencia y el viaje a USA se completaron en febrero de 2008.

Hemos viajado desde Nicaragua en varias ocasiones a USA y nos quedamos tres semanas con nuestra madre, esto  para NO perder la “residencia legal permanente”.  Actualmente estamos estudiando nuestro último año de universidad en Nicaragua.

El problema surgió la última vez que entramos por Miami, a mi hermano lo detuvieron por varias horas y casi que no le dejan entrar. Yo no tuve problemas, pero  estoy en la misma situación de entradas y salidas. Los dos queremos finalizar nuestras carreras en Nicaragua, ¿qué podemos hacer? ¿Tendremos  problemas en las próximas entradas a USA?

Noelia, estudiante de la UAM. Managua.
 
Respuesta:
Para beneficio de una buena docena de nicas, y otras nacionalidades que leen esta columna versión impresa y a través de internet,  les clarificamos el estatus de “residencia legal permanente”, y lo que se espera del extranjero en este estatus.
El nica, u otro extranjero, que obtiene la “residencia legal permanente” en USA, tiene que vivir, trabajar, estudiar, hacer campamento permanente en territorio estadounidense. No hay un tiempo específico que el nica, o el extranjero, tiene que permanecer en USA, o que puede viajar y permanecer en su país de origen. La residencia No es para usarla como una visa temporal de entrada a USA.

 Hay muchos mitos en relación con esto. Unos dicen que no se pase de cuatro, seis meses, o más. La verdad es que cada caso tiene circunstancias especiales y únicas, todo depende de la intención que demuestra el historial de entradas y salidas que el nica, extranjero, lo que tenga en los archivos electrónicos del sistema estadounidense migratorio. Lo que pueda demostrar en una entrevista-interrogatorio al oficial de migración en el puerto de entrada.

A todas luces, usted y su hermano NO pueden demostrar que han estado viviendo en USA. Comencemos con la pregunta básica de… ¿Qué actividad laboral, estudios, entre otras, han estado haciendo durante su permanencia en USA?  ¿Qué  hacen quedándose tanto tiempo en Nicaragua..?

Toda regla legal tiene sus huecos jurídicos que se pueden invocar para salir airosos de los problemas que enfrentamos en el campo migratorio. Y las estadías prolongadas fuera de territorio estadounidense, NO son una excepción.  

Hay que gestionar un permiso especial con el servicio de ciudadanía e inmigración (USCIS) para permanecer tiempo prolongado fuera de EU, sin temor a perder la residencia legal permanente. Algo que muchos nicaragüenses no hacen, no tramitan por ignorancia, y que cuando se percatan ya pasaron muchos meses, años, físicamente fuera de EU… con los dolores de cabeza posteriores.
 
Formulario “i-131”
Para recibir un permiso de retorno a Estados Unidos, con ausencia no más larga de dos años, se gestiona la misma con el formulario (i-131).

Este formulario federal sirve también para los casos de extranjeros que tienen pendientes, sin adjudicar, una aplicación de residencia en EU, y para los casos que tienen el estatus de refugiados, asilados.

También sirve para quienes desean viajar temporalmente fuera de EU, y usan este proceso para no perder el estatus que se les concedió originalmente. Pero hay que tener mucho cuidado con esta gestión, puesto que violaciones pasadas a las leyes, pueden impedir, aun con el permiso especial de la i-131, poder regresar sin problemas a USA. Para esto y cualquier gestión migratoria-consular, con elementos especiales, es recomendable una opinión-gestión jurídica calificada, preferible en Estados Unidos.
En la gestión del formulario i-131, hay que explicar muy bien, con documentos, detalles, las razones del porqué la futura ausencia prolongada, ya sea por razones médicas, laborales, estudios o de gran penuria, necesidad familiar, según sea el caso.

Muchos nicas, extranjeros,  piensan que por estar medio viviendo, trabajando fuera de EU, no tienen que hacer su declaración de impuestos... “grave error”.

La declaración de impuestos sobre ingresos es una obligación tributaria que la ley manda, exige en EU. Es bueno acumular en nombre propio recibos de una cuenta de luz, teléfono, pagos varios, compromisos que demuestren que se vive en EU.
 
Residentes que regresan… Cuidado
Cabe aclarar, amigas, amigos lectores, que cuando un residente legal de Estados Unidos sale de viaje, del territorio americano, debe tener mucho cuidado, pues a su regreso siempre es sujeto de investigación computarizada en el puerto de entrada. Si el nica tuvo algún tipo de encuentro con la Policía en un pasado, en cualquier ciudad de EU --dependiendo de las circunstancias del caso--, lo pueden detener, interrogar e iniciar proceso de deportación.

Tomen nota, pues: si desean evitar futuros problemas, resolver los actuales o buscar beneficios de visas, estatus, en leyes de migración de EU, tienen que buscar orientación, ayuda legal calificada en la materia, preferiblemente con una oficina de leyes en la ciudad, pueblo donde han hecho campamento en EU. Hay derechos, privilegios que se pierden por el NO actuar, inercia de nuestra parte.

¡El resto, es historia!

*Sociólogo, Catedrático,
Jurisprudencia
Migratoria-Consular & Derechos Humanos
AyudaUSA / Miami: 305-220-7000
AyudaUSA Managua: 2266-2000; Cel. 8893-3000
De la Racachaca 3c. abajo y 3c. al sur. Casa 30.
ayudausa@hotmail.com