•  |
  •  |
  • END

Los cajeros automáticos de las instituciones financieras “deben funcionar adecuadamente, de manera continua e ininterrumpida, prioritariamente los fines de semana, feriados y otros días en que la entidad y sus sucursales permanezcan cerradas”, ordenó la Superintendencia de Bancos, SIB.

Esta orden fue girada a las instituciones propietarias y administradoras de estas máquinas en una circular con fecha del primero de diciembre de 2009, firmada por el Superintendente de Bancos, Victor Urcuyo, y como resultados de múltiples denuncias recibidas de los usuarios de tarjetas de débito y crédito.

Denuncias

Varias denuncias fueron publicadas por EL NUEVO DIARIO en 2009, y luego de tramitar sus reclamos en los organismos de defensa de los consumidores y la SIB, los denunciantes han recibido copia de este documento que fuera enviado a los bancos. “Aunque algunas quejas todavía persisten”, dijo uno de ellos, quien promete llevar el caso hasta los juzgados.

Urcuyo recuerda en la circular que se trata de un servicio de “interés público” y las nuevas disposiciones obedecen al “incremento constante de la demanda y uso de los Servicios de Redes de Cajeros Automáticos (ATM, por sus siglas en inglés)”.

Consideró que estas “instrucciones” deben cumplirse de manera inmediata para que el “cliente-usuario pueda realizar retiros de sus cuentas, hacer consultas de saldo, y obtener de manera impresa el soporte de la transacción y saldos, entre otros servicios”.

Mantener fondos

Subraya que todos los cajeros “deben mantener siempre disponibilidad de fondos para los cuentahabientes en consideración al nivel de demanda”, es decir, ahora los bancos deben tomar en cuenta las fechas de pago de las entidades públicas y privadas, que es cuando el uso de estas máquinas aumenta.

Y es que la SIB considera que los propietarios de estas máquinas deben garantizar todas las medidas de seguridad, de mantenimiento oportuno y brindar un servicio de calidad en todo momento.

“Debe siempre preservarse el interés de los cuentahabientes que utilizan esta herramienta tecnológica diseñada, precisamente, para retirar y disponer de dinero en cualquier momento, especialmente el de un considerable sector que recibe el pago de sus salarios a través de Cuentas de Planilla con Tarjetas de Débito”, firma el Superintendente.

Información al usuario

De manera particular, Urcuyo ordena que a más tardar e primero de abril de 2010, todas las instituciones que prestan servicios de cajero automático deben facilitar mayor información acerca de “cobros de comisiones, según existan, limitaciones para la utilización de ATM (según existan por monto, por número de transacciones, por horario o razones de seguridad), procedimientos y plazos para revertir cobros, deducciones y débitos indebidos, incluyendo los casos de retención de tarjetas por la misma máquina”.

También enfatiza en colocar a la vista números telefónicos de consulta o emergencia y consejos de seguridad para ayudar a protegerse, mientras se realiza una transacción. También requiere toda la información que suministran a los clientes acerca de su Número de Identificación Personal (PIN, por sus siglas en inglés).

Aunque estas disposiciones entrarán en vigencia hasta en el segundo trimestre de 2010, Urcuyo ordenó que “toda esta información los bancos debían entregarla a la SIB a más tardar el 15 de diciembre pasado”.

La SIB demanda conocer la empresa propietaria y administradora de las máquinas, además de la distribución geográfica de los cajeros. También los procedimientos y plazos para revisar y revertir cobros, deducciones y/o débitos que el cliente denuncia como indebidos, y lo que sucede con las tarjetas retenidas por el aparato. En detalle, pidió toda la información de las comisiones y porcentajes que cobran los bancos a los usuarios del cajero, ya sean propios o de terceras instituciones, y las limitaciones para brindar el servicio.

En su sitio web oficial, el Banco de la Producción, Banpro, asegura que tiene 27 cajeros en Managua y otros 28 en los departamentos. El Banco de Crédito Centroamericano, Bancentro, informa de 25 en Managua y 29 en los departamentos.

El BAC afirma que tiene 25 en los departamentos y 55 en la capital, mientras el Banco de Finanzas, BDF, brinda la dirección de 29 máquinas en Managua y 11 en los departamentos.