•  |
  •  |
  • END

El matrimonio conformado por Daysi Sequeira y Sergio Morales, dueños del local “Típicos Daysi” en Sébaco, Matagalpa, denunciaron al alcalde de ese municipio, José Luis Martínez de querer despojarlos ilegalmente de su negocio ubicado contiguo al colegio “Rubén Darío” de esa ciudad.

La pareja mostró un contrato de arriendo emitido por la Comunidad Indígena de Sébaco, que los acredita como dueños del terreno de cuatro metros de ancho y 35 metros de largo, donde desde hace 14 años se dedican a vender gran variedad de derivados del maíz, como las típicas güirilas. Además, presentaron un título de propiedad que les otorgaron en 2009 en el proceso de titulación del Gobierno del presidente Daniel Ortega.

Sin embargo, Sequeira denunció que el edil los quiere desalojar del lugar, bajo el argumento de estar en la vía pública.

Refirió que en una ocasión envió a las autoridades de Catastro, quienes dieron un plazo fatal de 72 horas para abandonar el sitio, y que después llegó con el mismo objetivo el encargado de Viabilidad del Ministerio de Transporte e Infraestructura, MTI, Carlos Hernández.

Sequeira y Morales aseguran que ante tal situación, la Comunidad Indígena de Sébaco les dio una constancia para reiterar que ellos son los dueños de la propiedad y que nadie los puede sacar de allí, pero que aun así, Martínez los demandó por desacato.

Luego de un juicio que duró cuatro meses, el matrimonio Morales Sequeira recibió el fallo a su favor; no obstante, el edil volvió a demandarlos el pasado jueves, según señalaron.

Además, denunciaron que Martínez los está desconociendo como ciudadanos, porque desde 2009 dejaron de cobrarles impuestos y porque el gerente de Enacal en Sébaco, Adán Chavarría, les negó la solicitud de instalar el servicio de aguas negras en su negocio por mandato del alcalde. Incluso, señalaron que el edil ha amenazado de muerte a Sequeira, pues dijeron que la vez que ésta llegó a su casa a pedirle una solución del problema, Martínez le advirtió que con “balas y con antimotines” la iba a sacar de la propiedad.

La pareja afirmó que este caso ya es del conocimiento de la pareja presidencial, pues ya introdujeron dos cartas en la casa del Presidente Ortega, por lo que ahora están pidiendo una audiencia con éste.

“Tememos que lleguen a desalojarnos con violencia, a lo cual nos opondríamos y podría haber muertos”, expresó Sequeiro, quien señaló que debido a la situación su salud ha desmejorado, al punto de haber perdido ya 30 libras de peso.