elnuevodiario.com.ni
  •   MANAGUA  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La Unión Europea (UE), con el apoyo del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), inauguró hoy tres proyectos de energía solar en la provincia nicaragüense de Madriz, fronteriza con Honduras, que beneficiará a unos 4.000 campesinos. "La inauguración de estas obras es una muestra de nuestro compromiso y apoyo en estos temas", indicó el jefe de la delegación de la Comisión Europea (CE) para Centroamérica y Panamá, Mendel Goldstein, al poner en marcha esos proyectos de generación.

Esas obras fueron instaladas en tres comunidades rurales de los municipios Las Sabanas, San Lucas y San José de Cusmapa, en el norte del país.

La inversión total en esos proyectos fue de 1,17 millones de dólares, de los cuales casi el 70 por ciento fueron otorgados por el Programa de Desarrollo de Zonas Fronterizas en América Central, que financia la UE y es ejecutado por el BCIE, precisó la delegación de ese organismo comunitario, con sede en Managua, en un comunicado.

La Federación para el Desarrollo Integral entre Campesinos y Campesinas (Fedicamp) de Nicaragua y las comunidades beneficiarias aportaron el resto de fondos, agregó la fuente.

Nicaragua depende en un 66 por ciento de la energía térmica que se produce con derivados del petróleo, y en un 34 por ciento de la que se sustenta con recursos renovables.

Según el organismo comunitario, con la cobertura de energía en esas comunidades rurales se colabora con la mejora de calidad de vida de los pobladores, al proporcionarles "un sistema de energía eléctrica sostenible y amigable con el medio ambiente, potenciando así la economía local y de la región".

El subcoordinador del Programa de Desarrollo de Zonas Fronterizas en América Central, Randall Hooker, afirmó, por su lado, que "un panel solar significa un cambio de vida para las personas de estos municipios, quienes se encuentran muy lejos del desarrollo urbano".