•  |
  •  |
  • END

Los socios de las diferentes cooperativas de transporte que obtuvieron buses rusos, nuevamente quieren reunirse con los representantes de Alba-Transporte, ya que las unidades de algunas cooperativas presentan fallas y varias se encuentran fuera de servicio por falta de repuestos.

Aunque no se ha detallado la cantidad de unidades en mal estado, Danilo Pérez, presidente de la Unión Regional de Cooperativas del Transporte Colectivo (Urecootraco), al igual que los representantes de las cooperativas dijeron que están pensando en “sentarse” lo más urgente posible para dialogar y buscar una salida a este problema de los repuestos.

Juan Francisco Maradiaga, presidente de la cooperativa “Parrales Vallejos”, indicó que es la Caja Rural Nacional, Caruna, la firma encargada de suministrarles los repuestos, aunque la dirección designada es Alba-Transportes.

En ocasiones anteriores, miembros de otras asociaciones de transportistas han indicado que hasta el momento sólo ha llegado un embarque de repuestos al país y en pequeñas cantidades.

Maradiaga afirmó que en el caso de la “Parrales Vallejos”, las 42 unidades que se les otorgaron están circulando, aunque en una visita de END se constató que hay buses rusos que se encuentran aparcados en sus predios y no están realizando las rutas asignadas.

Cambios de Alba-Transportes

“Han dado sus problemas como toda unidad. Cada vez que una unidad se daña nosotros vamos a los talleres de Alba-Caruna. A veces se nos permite que los mecánicos de la cooperativa hagan el cambio de piezas, pero cuando el problema es mayor tenemos que llevar la unidad a esos talleres”, indicó Maradiaga.

Una fuente extraoficial señaló que los transportistas estaban pensando en paralizar sus labores si Caruna no les daba solución al problema de los repuestos, pero esto fue descartado por el presidente de la “Parrales Vallejos” y el presidente de Urecootraco.

“Nos vamos a sentar con ellos (funcionarios de Alba-Transported), para solucionar algunos problemitas, de los cuales aún no hemos llegado a acuerdos, pero Miguel Álvarez, Presidente de la Unión Regional de Cooperativas de Transportistas Independientes, es el que nos cita a todos los socios de cooperativas para hablar con los miembros de Caruna y de Alba-Transportes”, agregó Maradiaga

Problemas similares
Expresó que los problemas más comunes en las unidades son las balineras, las cuales en algunas ocasiones se tienen que cambiar seguido, pero que Caruna no les permite la transacción en los talleres de las cooperativas, sino que tienen que llevarlos a los planteles Caruna, ya que tienen que constatar que la pieza está mala para poder reemplazarla por la nueva.

Otras piezas que mostraron fallas son las puertas, al respecto Maradiaga precisó que Caruna aprobó que se cambiaran, además del sistema de frenos y los discos.

Del motor también se ha reportado que tiene problemas, y, en cuanto al calor dentro de las unidades, el presidente de la “Parrales Vallejos” agregó que precisamente ese es uno de los temas a tocarse en la reunión pero que aún no ha sido concretada.

Cambiaron ventanas

Señaló que ya se cambiaron dos ventanas, las cuales costeó Caruna para acoplarlas a nuestro clima, pero aún el interior de las unidades sigue siendo caluroso, por lo que quieren que se cambien otras dos ventanas más. Lo que no saben es que si son ellos los que tienen que correr con los gastos o también los asumirá Caruna.

A pesar de los problemas, los transportistas señalan que el cobro de Caruna es puntual y no les importa si las unidades trabajan o no.

El acuerdo de pago al momento que las cooperativas adquirieron las unidades fue mediante caja única, con una cuota por socio de 10 dólares diario, es decir, unos 300 dólares al mes, a un plazo de ocho años y con un interés del 2% anual.