•  |
  •  |

La herencia de los bienes que estaban a nombre de quien en vida fuese el prestigiado ganadero rivense Manuel Centeno Pastora, ha generado un tremendo conflicto entre sus familiares, al punto que una de las partes decidió brindar una conferencia de prensa para acusar a los otros de querer apoderase de los bienes del recién fallecido con un testamento falso.
La conferencia fue dirigida por los señores Nena y Ernesto Centeno Pastora, hermanos de don Manuel, quien habría dejado un testamento con fecha del 2006 en el que dejaba todos sus bienes entre ellos la finca El Castillo a favor de su hermana Nena.
Sin embargo, tanto doña Nena como su hermano Ernesto y los hijos de éste reaccionaron molestos al conocer del surgimiento de  un nuevo testamento que don Manuel testó a favor de su sobrino Manuel Alfredo Granados Centeno con fecha del cinco de abril del 2011, “y esto es un documento falso porque mi hermano siempre me dijo que yo era su heredera y ahora aparece otro testamento, pero falso”, señaló doña Nena.
El nuevo testamento fue presentado públicamente en el Registro Público de Rivas para su debida inscripción el 20 de junio y fue elaborado ante el notario Oswaldo Néstor  Romero Chamorro y según Manuel Alfredo, él ni siquiera estaba enterado de la existencia de dicho documento.
En este testamento el difunto hereda la casa del Colonial Los Robles a su hermana Nena así como una camioneta y a su hija una casa ubicada en el centro de Rivas y el resto de sus bienes, derechos y acciones a su sobrino Alfredo, y esto es lo que ha ocasionado la discordia, al punto que pese a ser una disputa entre familias, decidieron llevarla a los medios de comunicación.
De acuerdo a Alfredo, sus tíos Nena y Ernesto y sus primos, deben de alegar la nulidad del testamento ante los juzgados correspondientes “y demostrar allí que el documento es falso o verdadero porque es lamentable que acudan ante medios de comunicación para dilucidar un asunto que es meramente entre familia”.  Agregó que es falso que él y su hermano Antonio estén siendo respaldados por la alta dirigencia del Ejército de Nicaragua y magistrados, tal y como informaron sus tíos en la conferencia.