• |
  • |

Escenas de pánico se vivieron en el Ministerio de la Familia, Mifamilia del barrio El Rosario, de Chinandega, cuando una bala perdida traspasó el techo del auditorio de esa institución, donde se encontraba reunido un grupo de técnicos que atienden centros infantiles en el municipio de Posoltega y la cabecera departamental. Al momento del suceso, los asistentes al taller de capacitación acerca de la prevención del VIH-SIDA salieron inmediatamente del lugar, y avisaron de la situación a Carmen Cecilia Hernández, delegada departamental de Mifamilia.

“Yo participaba en la actividad, había salido unos minutos, y a las 11 de la mañana varios técnicos se me acercaron nerviosos, porque tenían miedo que cayeran otras balas”, indicó la funcionaria. Agregó que el técnico Jonathan Chávez, del municipio de Posoltega, le dijo que el plomo cayó cerca de sus pies, pero se calmó y retornó al auditorio.

La delegada dijo que varios efectivos policiales se presentaron al lugar, y se llevaron el proyectil, para realizar las investigaciones.

El comisionado Leonel Toruño, jefe departamental de Seguridad Pública, informó que la bala posiblemente pertenece a un revólver calibre 40, que habría sido disparada del sector sur, y que están investigando.

Hace mes y medio, una bala perdida mató al adolescente Fernando José Ruiz Sánchez, de 14 años, cuando dormía en su vivienda, ubicada cerca de la Radio Stereo Somos, de la ciudad de Chinandega.