• Ometepe, Rivas |
  • |
  • |




El alcalde del municipio de Altagracia, Crescencio Ruiz Oporta, volvió a meterse en dificultades, ahora por otorgar, junto a los concejales, un contrato de arriendo de las costas de Playa Santo Domingo, catalogada como la mejor de la Isla de Ometepe. Lo más llamativo del caso es que el contrato se hizo por el precio de 163 córdobas anuales, y se firmó pese a que el ex edil Alcides Flores demostró al gobierno municipal que el terreno le pertenece y que no es terreno municipal.
EL NUEVO DIARIO trató de buscar la versión de Ruiz Oporta, pero éste falló a dos encuentros que se habían concertado vía celular. Sin embargo, la versión de la municipalidad se logró obtener a través de la concejala, quien detalló que ellos aprobaron el contrato de arriendo de un lote de 162.74 metros cuadrados, porque es área de la municipalidad, y detalla como prueba de ello que el propio Flores otorgó arriendos en esa zona cuando él era alcalde de Altagracia.
No obstante, Flores explicó con certificados extendidos por el registrador público de la propiedad de Rivas, Pedro Muñoz, que la propiedad le pertenece, “ya que es parte de las 99 manzanas de la finca Santo Domingo, que fue comprada por mi bisabuelo Catarino Flores, en 1886”, detalló.
Y efectivamente el registrador público emitió un certificado en el que revela que Catarino Flores adquirió la finca Santo Domingo, ubicada frente a la playa que lleva el mismo nombre, mediante la compra de tres lotes. Uno de ellos lo compró a Sebastián Ruiz, con una extensión de 60 manzanas, y es la propiedad que abarca el lote que la alcaldía dio en arriendo a la señora Kalia Ninoska Hernández.
La propiedad aparece inscrita en las páginas 317 y 318 del Registro de la Propiedad conservatorio de Rivas, con asiento número 244 y colinda al oriente con el lago Cocibolca, por el poniente con la comarca Las Pilas, por el norte con Mateo González y Las Pilas, y al sur con la propiedad de la señora Blas Jaén.
Según Flores, cuando su bisabuelo compró la propiedad, los pobladores usaban la costa como vía de acceso para llegar a los caseríos del volcán Maderas, ya que no existía camino, “pero en la década de los 80 mi familia decidió donar el terreno para que se construyera la actual carretera”, explicó, tras señalar que eso demuestra que la propiedad que se dio en arriendo pertenece a su familia.

Marena abre proceso
Según documentos que están en manos de EL NUEVO DIOARIO, en el terreno que se dio en arriendo se instalará un rancho rústico y una caseta, en los que se comercializará verduras, frutas y jugos naturales, y en la actualidad ya se están realizando tareas de nivelación del terreno.
Dichos trabajos ocasionaron que el responsable técnico del Ministerio de Ambiente y Recursos Naturales (Marena) de la Isla de Ometepe, Bosco Castillo, abriera un proceso administrativo por delitos ambientales en contra de Kalia Ninoska, “porque se hizo remoción de materiales sin contar con permiso ambiental”, expresó el funcionario.
De acuerdo a Castillo, lo peor es que donde se otorgó el arriendo es una zona ecológica frágil y existe un ojo de agua donde lo pobladores acuden para abastecerse del vital líquido, por lo que expresó que es una zona que se debe proteger.