•  |
  •  |

La Universidad Hispanoamericana (Uhispam) de la ciudad de Granada y la Escuela Judicial de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) sostienen coordinación institucional con el objetivo de promover y defender los derechos de las familias nicaragüenses a través de un curso de especialización en el ramo del Derecho de Familia que inició hace pocos días en esta casa de estudios.

El director de la Universidad, doctor Walter Jiménez Varela, expresó que la iniciativa surgió en el marco del proceso de reforma y modernización normativa en que está inmersa Nicaragua, sobre todo referente a la aprobación del Primer Código de Familia por parte de la Asamblea Nacional.

“En este postgrado se estudian aspectos sustantivos procesales, doctrinales y jurisprudenciales del Derecho de Familia desde la perspectiva de género y se realiza un análisis crítico y reflexivo de la legislación nacional e internacional. Pretende lograr la articulación de esfuerzos y la unificación de criterios para brindar una atención integral a la problemática de la familia en nuestro país”, subrayó.

El curso está dirigido a funcionarios judiciales, auxiliares de la administración de justicia, psicólogos, trabajadores sociales, miembros de la Policía Nacional, autoridades de gobierno nacional y local, entidades académicas y de distintos organismos de la sociedad civil.

Los encuentros se realizan dos días a la semana con la asistencia de cuarenta alumnos que deberán egresar de las aulas en el mes de febrero. Próximamente prevén la apertura de un curso similar en la UHISPAM de Jinotepe, Carazo.
 
Actos de mediaciones  
La Hispanoamericana también suscribió un convenio de colaboración con la delegación de la Policía Nacional para efectuar mediaciones en casos de delitos menores. Cinco estudiantes de la Facultad de Derecho, dirigidos por dos profesores, atienden problemáticas surgidas en las direcciones de Tránsito, Seguridad Pública, Auxilio Judicial y Comisaría de la Mujer.

“Esto ayuda a descongestionar las oficinas de la Policía Nacional que están saturadas con innumerable cantidad de casos, y por supuesto nos beneficia a nosotros porque los universitarios adquieren mayor calidad en su preparación profesional”, aseguró el doctor.