•  |
  •  |

En la ciudad de Granada  coincidieron los representantes de varios países latinoamericanos, en una reunión preparatoria para la realización de la cumbre Río+20, prevista para el próximo mes de junio, en Río de Janeiro, Brasil, donde prevén analizar los avances en materia de energías renovables que han habido desde la primera cumbre, en 1992, y los desafíos que persisten después de veinte años.

El profesor de la Universidad de Paderborn, de Alemania, Stefan Krauter, manifestó que el encuentro es oportuno para continuar promoviendo el uso de energías eólica, solar, geotérmica y biomasa en toda la región.

“Ahora tenemos una conferencia internacional con muchos países como Colombia, El Salvador, Honduras, Guatemala y Haití para ayudar en la implementación de energías renovables…, en Nicaragua hay mucho potencial técnico y veo condiciones políticas y naturales”, dijo.  


Economía verde

El titular del Ministerio de Energía y Minas, Emilio Rappaccioli, se refirió a los avances energéticos en el país y a la vez destacó dos temas centrales para abordar en dicha cumbre.

“Los jefes de Estado y sus respectivas delegaciones que participen deberán hablar de cómo lograr una economía verde en el contexto del desarrollo sostenible y la erradicación de la  pobreza. Eso es muy importante”, señaló.  
Otros temas a evaluar son la reducción de emisiones de carbono, la energía eléctrica y el uso de combustibles. 
 
Energías renovables en el país
Rappaccioli explicó que en nuestro país la emisión de carbono es mínima en comparación con países desarrollados como los Estados Unidos y destacó el incremento en la generación de energía con recursos renovables gracias a los ingenios azucareros.

“La planta Amayo estuvo trabajando con toda su capacidad instalada de 63 megavatios durante las 24 horas, porque el viento estuvo soplando con mucha fuerza. Hace pocos días también empezó a trabajar, en términos operativos, la planta San Jacinto-Tizate con un total de 42 megavatios, en mayo llegan otros 40 megavatios eólicos en el istmo de Rivas y al finalizar este año esperamos otros 36 megavatios en San Jacinto-Tizate”.

El funcionario añadió que la energía proyectada por el MEM al concluir el año 2012 es de un 40 o 41 por ciento con recursos renovables en todo el territorio nacional.