•  |
  •  |

Ha transcurrido siglo y medio y su infraestructura de estilo colonial español, sobre todo en la parte central de la ciudad continúa intacta, aunque se podría decir que se observan más bonitas las casas, ya que sus dueños las han venido mejorando, pero manteniendo la misma fachada española.

Acoyapa era el asentamiento de una población indígena descendiente de los chontales, que poblaban el centro del país. En esta ubicación se fundó lo que se conoce entonces como Acoyapa, a mediados del Siglo XVII, entre los años 1642 y 1643, por lo moradores españoles de Nueva Jaén, que había desaparecido debido a los constantes ataques piratas.

En la Acoyapa actual, la mayoría de sus largas y anchas calles pavimentadas, la amabilidad de su gente, la fachada de su iglesia, así como la creencia y forma de celebrar a San Sebastián, patrono de la ciudad, hace que se distinga.

Es uno de los municipios más antiguos del departamento de Chontales, que en su momento fue la primera cabecera departamental. Está situada al sur de Juigalpa o sea a 32 kilómetros y a 172 de Managua.

Poca memoria histórica

A pesar que cuenta con poca información histórica, los acoyapinos mantienen su tradición celebrando a su santo patrono San Sebastián.  
La ciudad ha venido creciendo, pero a paso lento, sosegado podría decirse, ante la falta de inversión económica tanto nacional como extranjera, según pobladores consultados.
El ganadero Rutilio Fonseca, de 68 años, reconoce que si bien es cierto la ciudad ha tenido un crecimiento y sus calles están adoquinadas los caminos rurales se encuentran en mal estado.

Lamentó la falta de servicios bancarios y de centros de estudio superiores que no existen, por lo que según él, la gente tiene que viajar hasta Santo Tomás o a Juigalpa a realizar sus diligencias.

Donaldo Oporta, de 46 años, otro habitante de la ciudad, opinó de igual forma, pero agregando que al municipio también le falta expandir el comercio, ya que lo considera muy limitado.      
El alcalde de Acoyapa, Armando Chavarría, coincide con la apreciación de los pobladores. No nos habló de plan alguno que proyecte a Acoyapa para su desarrollo.

Su principal fuente económica es la ganadería, seguido de la agricultura; según el edil, le ha permitido avanzar en contar con centros educativos tanto de primaria como de secundaria, centro de salud, una instalación policial y el juzgado.

Expectativa por carretera

“Las expectativas que tenemos es en la carretera, también que nos permitan desarrollar hoteles, restaurantes y alternativas de centros turísticos y ver si levanta el turismo en las costas del lago Cocibolca.

Actualmente la gente pasa “de viaje” por la carretera Acoyapa-San Carlos, o solo llega a comprar pescados al archipiélago El Nancital”, lamentó Chavarría.

El alcalde acoyapino tiene la esperanza que en este año, y con el buen estado de la carretera que conduce hacia San Carlos, haya interés por invertir en la ciudad y zonas aledañas.

Acoyapa cuenta solo con un centro turístico que es el archipiélago “El Nancital”, en el Lago Cocibolca, compuesto por 27 islas, en su mayoría pobladas y de fácil acceso.

Pobres ingresos en la Alcaldía

El funcionario municipal reconoció que los ingresos en Acoyapa “son pobres…”, resaltando que cuando él asumió la Alcaldía, “la ciudad contaba con 3.5 kilómetros de adoquinado de calles, pero la estoy dejando con 11 kilómetros, aunque hacen falta más calles por adoquinar…”.
Refirió que faltan por repararse los caminos de penetración ya que según dijo, el Ministerio de Transporte e Infraestructura, MTI, no los apoya.

“Acoyapa poblacionalmente se ha duplicado, pero económicamente se ha desarrollado poco. Hay mucho por hacer, pero se requiere un impulso ya que hay muchas oportunidades”, aseveró Chavarría, quien manifestó que la ciudad tiene actualmente unos 24 mil habitantes.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus