•  |
  •  |

La protesta que emprendieron centenares de ciudadanos en contra del incremento ilegal de la tarifa de transporte urbano colectivo de esta ciudad, obtuvo un resultado positivo este fin de semana, con el acuerdo alcanzado por una comisión multisectorial que fijó la tarifa en C$3.50.

El incremento entrará en vigencia mañana martes, una vez que la propuesta sea ratificada por el Concejo de León.  También se acordó que para junio se aplicará otro incremento del 15%, quedando una tarifa definitiva de C$4.00, que será evaluada cada seis meses.

El conflicto inició luego de que los transportistas urbanos aplicaran un alza no autorizada de C$4.00, razón por la que los usuarios obstaculizaron algunas calles para obligar a los cobradores a devolver C$1.00 cobrado de más.  La comisión negociadora estuvo presidida por la alcaldesa Santos Roque, Transportistas, representantes del Movimiento Comunal, estudiantes de la UNAN-León y de la Federación de Estudiantes de Secundaria, FES, entre otros.

Obispo aboga por solución en transporte

La inestabilidad en el gobierno local tras cinco días de paro indefinido y las protestas protagonizadas por la población, ligadas al transporte, fue motivo de preocupación para el Obispo de la Diócesis de León, monseñor César Bosco Vivas Robelo, quien llamó a las autoridades a resolver los problemas.

“Estoy claro, cuando los sueldos no aumentan y los gastos se hacen mayores, la preocupación es grande en los hogares, comprendo a los que están expresando sus criterios, quizá los que tienen posibilidades y viven cómodamente no sienten que el problema existe, pero quien tiene contacto con estas personas que viven de sueldos muy raquíticos e incluso sin trabajo, buscando como subsistir, sabe que es imposible cargar con impuestos e incluso altas tarifas en el transporte”, afirmó el prelado.

Asimismo, destacó que lo más conveniente es que se encuentre una solución al problema, sin causar daños a los dueños de vehículos.

“Comprendo que (los transportistas) están reclamando el aumento de tarifa, pero que se piense en las personas que usan estos medios, que por regla general son aquellos que carecen de recursos económicos”, refirió.

Francisco Silva Rico, representante del Movimiento Comunal en León, aseguró que las protestas dieron su resultado, a pesar de la ausencia en las calles de los estudiantes.

Transportistas quieren nuevas unidades

Jaime Escobar, miembro de la Unión Regional de Cooperativas de Transporte Colectivo, Urecootraco, detalló que el estudio tarifario efectuado el año anterior por el MTI demostró que el pasaje urbano colectivo de León debería ser C$5.25, sin embargo, desde hace ocho años la tarifa ha permanecido congelada en C$3.00.

El dirigente de los transportistas destacó que el 100% de las unidades que circulan en la Ciudad Universitaria fueron adquiridas en 2000 y 2006, y las mismas ya dieron su vida útil. En total circulan 150 unidades: 70 camionetas, 29 buses y 15 microbuses, distribuidas en seis cooperativas.

“Estamos preocupados porque el MTI no autoriza cambiar los buses por camionetas ruteras, pero la realidad es que no podemos operar con unidades en mal estado. El gobierno central prometió destinar nuevas unidades de microbuses, pero seguimos esperando”, dijo Escobar.

Señaló, además, que a partir de la próxima semana, tanto conductores como cobradores recibirán capacitación en relaciones humanas, para de esa manera brindar un mejor servicio a los usuarios.