•   Granada, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

En los colegios granadinos los niños se sientan por ratos en un pupitre, y ese es el mejor de los escenarios. De esta situación da cuenta el propio alcalde de Granada, Eulogio Mejía Marenco, basándose en lo que constató mediante un recorrido por centros escolares del municipio.

“Observamos que los niños se turnaban el pupitre o el que llegaba primero se quedaba con el asiento, y en ciertos casos nos dimos cuenta de que el padre de familia tenía que comprárselo a su hijo”, contó.

Como respuesta a la situación, el Concejo aprobó dentro del presupuesto municipal de 2012, una partida de un millón de córdobas para la elaboración de mil pupitres y la reparación de una cantidad similar que se encontraba en pésimas condiciones. La dotación pronto llegará a los colegios.

Según el alcalde Mejía Marenco, el mobiliario nuevo será distribuido en unas 20 escuelas públicas de las zonas urbanas y rurales del municipio, donde existe mayor déficit. Cada escuela recibirá 50 unidades y de acuerdo a las proyecciones de la comuna, se beneficiará a unos cuatro mil estudiantes de los turnos matutino y vespertino.

Pero de acuerdo con la delegada municipal del Ministerio de Educación, Mined, Luisa Amanda González, Granada padece un importante déficit de mobiliario.

Informó que de los 105 centros escolares que tiene el municipio, hay un promedio de dos a tres aulas donde quedan estudiantes de pie por falta de pupitres.

“Tenemos problemas en todas las escuelas: hacen falta mesas, asientos, escobas, lampazos, pintura y mantenimiento, pero gracias a Dios hemos contado con el apoyo de los padres de familia y de algunos organismos extranjeros”, enfatizó.

Mejía también adelantó que pondrán especial atención a la infraestructura de la escuela “Elena Arellano”, localizada en el barrio Las Camelias, que urge de inversión.

La tarde de ayer la profesora González manifestó que no tenía información sobre las gestiones de la comuna, pues ningún funcionario municipal ha solicitado coordinación con el Mined.

De lo que sí tiene conocimiento, es del 7.5 por ciento del presupuesto anual que las alcaldías deben destinar para Educación, “lo que no sé es cómo se está manejando ese dinero aquí en Granada”, concluyó González.