•   Granada, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Un diagnóstico realizado en 2010 y actualizado en 2012 por el Ministerio de la Familia reveló que en el extremo sur del municipio de Granada habitan aproximadamente 4 mil menores en situaciones de pobreza y pobreza extrema.

El estudio se enfocó en El Pantanal, uno de los barrios más populosos y peligrosos que no tiene –absolutamente- nada que ver con la Granada hermosa y turística que se vende a nivel mundial.

Una gran mayoría de ellos son hijos de madres solteras que no alcanzaron estudios profesionales y que ahora se dedican a labores domésticas para conseguir el sustento diario, otras trabajan en el basurero La Joya recolectando y vendiendo chatarra y hay quienes se dedican a la venta de verduras en el mercado municipal.

El dirigente comunitario José Asen López manifestó que hay otras madres que “por el temor de dejar solos a sus retoños en las casas- se sienten limitadas a trabajar fuera del hogar, situación que les impide buscar su mejoría socioeconómica.

“Aquí hay madres que hacen de todo para mantener a sus hijos porque los maridos las abandonaron, son mujeres muy pobres que necesitan de toda la ayuda posible”.

Por su parte la delegada departamental del Ministerio de la Familia, Rosario Caldera, expresó que la institución realizó el diagnóstico para verificar las difíciles condiciones de supervivencia de estas familias.

Proyecto de atención a menores

A partir del próximo año se espera que unos 150 niños de esta zona puedan ser atendidos en un Centro Infantil Comunitario, CICO.

Una vez listo el centro será destinado a prestar servicios integrales en Salud y Educación a los pequeños en edades de cero a tres años y demás integrantes de las familias en la modalidad institucional e itinerante, de tal forma que quienes no puedan ser atendidos en las instalaciones del centro, puedan recibir los servicios en la comodidad de sus viviendas.

Pero ante la alta cifra poblacional, durante una reciente visita a la ciudad, la ministra Marcia Ramírez manifestó que la meta es edificar cuatro centros localizados en El Pantanal y en la comarca de Posintepe, siempre en la demarcación sur de Granada.

“Esto nos va a permitir ampliar la red de servicios de atención integral a la primera infancia en comunidades de extrema pobreza, en coordinación con el Ministerio de Salud y el Ministerio de Educación. También estamos trabajando con los niños en riesgo en un esfuerzo de incorporarlos dentro del sistema escolar”, dijo.

C$2.2 millones de inversión

El espacio del CICO tiene unos 290 metros cuadrados, divididos en áreas donde se ubican los dormitorios para lactantes, una sala didáctica para los más grandecitos y módulos para los servicios de administración, limpieza, servicios higiénicos, cocina y su respectiva bodega; el monto de la inversión es de 2.2 millones de córdobas.

Doña Rosa María Duarte, una madre que habita a pocos metros de donde se construye el edificio, señaló que por lo alejado que se encuentran de la ciudad, muy pocas obras llegan para beneficio del barrio. “Vivimos muy largo de la ciudad, pero ahora con esto creo que van a venir mejores cosas”, comentó.

De acuerdo a la delegada departamental, en el futuro el Ministerio de la Familia podría construir un quinto CICO en el barrio “María Elena Sunsín”, en la zona norte de la Gran Sultana.