•  |
  •  |
  • END

Gracias al altruismo del pueblo japonés, los pobladores de la comarca Pica Pica, del municipio de Potosí, contarán a partir del mes de enero del próximo año con un centro de salud que beneficiará a cuatro mil personas, según lo dio a conocer el alcalde de este municipio, Eloy Morales, quien manifestó que la construcción de la unidad de salud inició el siete de noviembre y que el costo total de la inversión será de 53 mil dólares.

De acuerdo a Morales, la ayuda del gobierno de Japón surgió a raíz de gestiones que él hizo en la embajada nipona, donde dio a conocer la necesidad de un puesto de salud en la comarca de Pica Pica, “ya que los habitantes de este caserío tenían que caminar hasta cuatro kilómetros para atender sus problemas de salud en la comarca Las Banderas, donde sí existe un puesto de salud”, explicó Morales.

Buscan el terreno
Tras plantear la solicitud, Morales explicó que los funcionarios de la Embajada de Japón le explicaron que para donar el centro de salud necesitaban de un terreno municipal, y que la población necesitada estuviera en una zona distante y con una demanda de atención médica considerable.

Tras cumplir con estos requisitos, los cooperantes japoneses dieron el visto bueno al proyecto e iniciaron la construcción del puesto médico, que de acuerdo a Morales, terminará de construirse entre el doce y quince de enero.

En dicha unidad se está previendo atender a la población de lunes a viernes, y según Morales se brindará consulta general. Por su parte, la ingeniera Nery Calero, encargada de la obra, detalló que los trabajos de construcción iniciaron el 18 de noviembre y que el puesto de salud contará con dos salas para consultorio, un área de espera, dos servicios higiénicos, un cuarto de lavandería y una sala farmacéutica.

Japoneses también donaron dos aulas
El alcalde a la vez dio a conocer que este año Japón también ha apoyado con la construcción de dos aulas de clases, las cuales se construyeron en la comarca Las Banderas.

De acuerdo a Morales, ahora en ambas aulas reciben clases cerca de 80 niños, quienes antes se alojaban en un local que no prestaba las condiciones, “por lo que la Delegación Municipal del Ministerio de Educación solicitó la ayuda del pueblo japonés y ésta se hizo efectiva a mediados de este año al donar 400 mil córdobas, para la construcción de las aulas”, culminó diciendo el edil potosino.