•  |
  •  |
  • END

Al contrario, el río necesita más piedras para formar diques naturales, y de esta manera, su corriente sea más lenta y conserve su vital líquido para la vida de casi 50 mil habitantes que reúnen los municipios de Dipilto y Ocotal. La arteria hídrica baja a nivel preocupante en la época de verano, en momentos que más agua demanda la población. Las rocas de la gráfica, listas para ser cargadas en algún camión, están en la ribera, propiamente en la cabecera municipal y cerca de la Alcaldía y Policía, cuyas autoridades deben exigir su retorno a la fuente del vital líquido.