•  |
  •  |
  • END

PUERTO CABEZAS

“Urge un relanzamiento del Movimiento Indígena en la Costa Caribe Nicaragüense, que luche y se identifique por los derechos y demandas de los pueblos indígenas y comunidades étnicas” fueron las palabras del anciano Joaquín Suazo Jessy, de 69 años de edad, fundador de la Alianza para el Progreso de los Miskitos y Sumos, Alpromisu.

Suazo, quien padece de una artitritis crónica que le ha afectado sus extremidades inferiores en los últimos 9 años, carece de una pensión porque toda su vida la dedicó a la lucha y demanda de los Pueblos Indígenas, dice sentirse defraudado por el máximo líder de Yatama, quien ha convertido el Movimiento Indígena en un partido político fuera de los principios originales apara los cuales fue creado.

Comandante Ukuli, es el sobrenombre de este viejo guerrillero, quien dice sentirse solo y abandonado por Yatama, y señala como errores fatales de esa organización el hecho de que con sus actitudes y malas decisiones ha provocado confrontaciones entre el pueblo sumo y miskito.

El veterano recordó los principios que llevó a la formación de Alpromisu, después Apromisu, seguidamente Misurasata, los que nunca cambiaron sus orígenes, en cambio, se lamenta las transformaciones hechas en la actualidad, que hasta el nombre le cambiaron.

Agregó que en este sentido es necesario reunir nuevamente a líderes indígenas, excombatientes, religiosos y notables de la sociedad, interesados en rescatar la lucha del movimiento Indígena en la Costa Caribe.

En este sentido se desarrolló en días pasados una reunión en los municipios de Puerto Cabezas y Waspam, donde asistieron unas cincuenta personas, muchos de ellos hombres y mujeres que estuvieron en la lucha indígena y que consideran que sí debe de rescatarse el Movimiento Indígena, pero aclararon que será un Movimiento sin bandera política, aprovechando la disposición del Gobierno Nacional en apoyar esta causa.