•  |
  •  |
  • END

Jenny Carolina Membreño, pobladora de la comunidad de Cristo Rey, Quezalguaque, fue una de las 346 egresadas de los cursos vocacionales de repostería, costura, mecánica automotriz y computación que impulsa el organismo Ayuda en Acción a través del Proyecto de Educación para el Desarrollo Local con el financiamiento de la Agencia Española de Cooperación Internacional (AECI).

“La mayoría de estudiantes culminamos nuestros estudios con mucho sacrificio, nos enfrentamos a momentos difíciles durante el proceso de aprendizaje, dejamos de un lado a nuestras familias para dedicarnos seriamente a nuestros estudios, pero el sacrificio no ha sido en vano, tenemos los conocimientos para defendernos y enfrentar el futuro con optimismo”, expresó Jenny Carolina Membreño, estudiante de los cursos de repostería al momento de agradecer a las instituciones donantes el respaldo recibido a través de las becas educativas.

Para la joven quezalguaqueña, Yasmina Azucena Somarriba, egresada de los cursos de costura, las autoridades locales y nacionales deberían de facilitar políticas crediticias accesibles para promover pequeños negocios que contribuyan con el desarrollo local. “Tenemos los conocimientos, pero hace falta apoyo económico para instalar nuestros pequeños negocios, esperamos que algún organismo nos respalde”, aseveró Somarriba.


Prepararse para desafíos del mañana
Los 346 egresados de las carreras técnicas provienen de las comunidades Punta Arena, La Estación, El Porvenir, Quezalguaque urbano, Las Mercedes, Cristo Rey, Ceiba Chachagua y Soledad.

El edil de Quezalguaque, Bruno Montoya, instó a los nuevos egresados a seguir preparándose para los desafíos del mañana, asimismo agradeció la presencia de organizaciones internacionales que invierten en la educación de familias campesinas de escasos recursos económicos.

María del Socorro Lacayo, coordinadora de Ayuda en Acción en León, señaló que para el próximo año los cursos vocacionales estarán dirigidos hacia la agricultura, sanidad animal, mecánica automotriz, costura, repostería y computación. El proyecto formativo constó con el acompañamiento del Mined, Inatec, Paebanic y el programa educativo “Yo sí puedo”.

Ayuda en Acción también ejecuta el Proyecto de Seguridad y Soberanía Alimentaria Nutricional que beneficia a 150 familias de decenas de comunidades de Telica y Quezalguaque con el objetivo de combatir la pobreza generando capacidades formativas en distintas disciplinas.