Ingrid Duarte
  •  |
  •  |
  • END

El anteproyecto del nuevo Código Procesal Civil que consta de un capítulo de disposiciones preliminares y ocho libros particulares fue discutido por magistrados, jueces, fiscales del Ministerio Público, abogados litigantes y estudiantes de Derecho de las universidades de la Circunscripción Sur Oriental.

El evento de estudio y análisis se realizó en uno de los salones del Hotel Granada en esta ciudad, donde la doctora, Ligia Molina Argüello, explicó que son 17 jornadas de consulta a nivel nacional y que esperaban contar con la participación de los diputados de la Comisión de Justicia de la Asamblea Nacional.

“Actualmente sólo en Managua hay 75 mil causas pendientes de resolución y hay una considerable retardación de justicia en todos los despachos, en todos los niveles”, dijo. Según ella, la retardación de justicia da lugar a los vicios de corrupción, al tráfico de influencias, al soborno y otros tipos de cosas, “eso no quiere decir que nuestros jueces sean corruptos, estoy diciendo que la retardación de justicia simplemente se presta a esas cosas”.

Cambio de sistema

Lo más importante para la funcionaria es que el cambio de ese sistema de escrituración a la oralidad, va a resolver el proceso en dos audiencias. “En una audiencia se señalan los hechos, se aportan las pruebas y se extrae el debate hasta fijar la audiencia de juicio y luego en 30 días se dicta la sentencia”.

Como resultado, el juez tendrá que resolver en el menor plazo una sentencia y por otro lado asegurar transparencia en el proceso.” El judicial hablará con las partes, no sólo en la audiencia de inicio y de juicio, sino en privado.

Además que si una de las partes le pide que lo reciba para conversar, el funcionario deberá notificar a la otra parte y recibirlas a las dos”, concluyó.