•  |
  •  |
  • END

Más de sesenta miembros del Consejo de Desarrollo Departamental de Granada (Codegran) se reunieron en la fundación Casa de los Tres Mundos, para elegir a su Junta Directiva, y a los integrantes de las cinco mesas de concertación que estarán funcionando por los próximos cuatro años.

La Asamblea de Elección fue convocada por la comisión de reactivación del Codegran, presidida, precisamente, por el ingeniero David Callejas, quien resultó electo coordinador con un puntaje de 35 votos, sobre 30 que obtuvo la ex coordinadora, Karla Sequeira, quien automáticamente pasó a ser vicecoordinadora.

El cargo del secretario lo ocupa el ambientalista Julio Cano Romero, el de tesorero fue para el presidente de la cooperativa de cuero y calzado “La Sultana”, Alejandro Delgado, el nuevo fiscal es el empresario Alex Coulston y el vocal es el ex secretario de Concejo Municipal, José Leonel Treminio.

Articulando esfuerzos

“El Codegran es una instancia de participación ciudadana que busca el desarrollo económico y social de Granada. Lo que queremos es que a través de este Consejo cada uno de los integrantes venga a proponer o sugerir acciones para articular esfuerzos en beneficio del departamento”, manifestó Sequeira.

El Consejo lo integra el gobierno municipal, funcionarios de instituciones públicas, miembros de organismos no gubernamentales, empresas privadas y pequeños artesanos granadinos que desde ocho meses vienen trabajando en la definición de ciertas líneas estratégicas.

Callejas- por su parte- detalló que durante su período trabajará en tres puntos fundamentales. “Primero, vamos a darle seguimiento al plan de trabajo de los últimos dos años; segundo, pensamos captar más la atención de las instituciones del gobierno para lograr una mejor gestión; y tercero, creemos que también se deben conformar rápidamente los Concejos municipales de Diriá, Diriomo y Nandaime”.

En relación con las prioridades del departamento, el nuevo coordinador resaltó la necesidad de impulsar la actividad turística en la ciudad colonial, y estimular la consolidación de la pequeña y mediana empresa. “En el caso de la comarca Malacatoya sabemos que es importante el cultivo del arroz y en el caso del Nandaime es significativa la caña de azúcar”.

Las mesas de concertación que ya están establecidas en Granada priorizan temas de género y violencia; gobernabilidad; infraestructura, economía y producción; turismo y medio ambiente, entre otros.