•  |
  •  |
  • END

Más de 400 trabajadores de la salud, entre médicos generales, especialistas, enfermeras y auxiliares de enfermería, participaron en el “Sexto Congreso Regional de Medicina Perinatal”, con el propósito de adquirir nuevos conocimientos para evitar la muerte de la madre y el bebé.

En la actividad se expusieron diversas conferencias magistrales como: Amenaza de parto prematuro, Inducción del trabajo de parto en embarazadas mayores de 41 años, Tratamiento antirretroviral en embarazos de madres VIH positivo, entre otros, los cuales fueron impartidos por médicos especialistas de la Sociedad Nicaragüense de Medicina Perinatal y del hospital de Masaya.

“Nuestro esfuerzo se enfoca en la actualización del gremio médico y del personal de enfermería sobre la atención del recién nacido y la madre para disminuir la mortalidad perinatal (muerte del bebé antes o después de nacer) y materna”, señaló el doctor Francisco Rodríguez, responsable del área de neonato del hospital de Masaya.

La mayor beneficiada con esta actualización será la población que necesita de una atención con calidad.

“Me siento muy tranquila porque sé que me están atendiendo bien en este hospital, más aún cuando los médicos y las enfermeras reciben clases para apoyarnos durante nuestro embarazo y después del parto”, comentó Aracelly González, paciente interna de gineco-obstetricia.

El doctor Roberto Calderón Boniche, Presidente de la Sociedad de Gineco-obstetricia de Nicaragua, dijo que es muy positivo que autoridades de la región se preocupen por fortalecer los conocimientos de todos los que están involucrados en la atención a la mujer y al niño, lo que se ve reflejado en el mejoramiento en el índice de salud de la región.

Durante el año 2008, el departamento de Masaya no registra muertes maternas, lo que para el doctor Rodríguez es un gran logro.

“A esta actividad se suma el trabajo coordinado entre todos los niveles de atención, es decir, puestos y centros de salud, hospital y el apoyo fundamental de nuestros comunitarios”, finalizó el galeno.