Máximo Rugama
  •  |
  •  |
  • END

Más de cuarenta dueños de lotes de terrenos, a quienes hace más de un mes un grupo de individuos, “paracaidistas” se tomaron sus propiedades, demandan de las autoridades del gobierno local y central que actúen para la solución del problema, porque ciudadanos como Pedro Gámez y Graciela Rivera, han sufrido enormes pérdidas en sus cultivos y daños en las cercas.

También denunciaron que los toma tierras los han amenazado de muerte, luego que les invadieron siete manzanas de terrenos que son el único sostén económico de los afectados y sus familias.

Gámez y Rivera son ancianos, pero ni eso ha detenido a los invasores en detener sus acciones y amenazas de muerte, así como daños en la pequeña finquita.

Como si no bastara, los denunciantes dijeron que los paracaidistas no son originarios de Estelí y han lanzado una serie de graves amenazas contra los dueños de lotes, para que no reclamen la toma de los terrenos.

Genaro Benavides, uno de los dueños de pequeños lotes reconoció que un paso de buena voluntad del gobierno local es que éste ya emitió una resolución en la que señala que no legalizará a los usurpadores ni autorizará que se instalen.

Destacaron el apoyo que les ha brindado el Procurador Departamental, doctor Gonzalo Aráuz.

De igual forma destacaron la medida que adoptaron las autoridades policiales estelianas, quienes en al menos cuatro ocasiones han actuado desinstalando conexiones ilegales del servicio de agua potable y de energía eléctrica que los invasores han hecho.

Sin embargo, dijeron que falta una actitud más enérgica para que procedan al desalojo, ya que los paracaidistas les están usurpando sus bienes.