•  |
  •  |
  • END

Con un doctorado en Teología y cerca de treinta años de ejercer el sacerdocio, el cura Jaime Valdivia Pinell asumió oficialmente la dirección de la catedral “Nuestra Señora del Rosario”, de Estelí. Sustituye en su cargo al padre Wésther López.

López, por orientaciones del obispo de la diócesis de Estelí, monseñor Juan Abelardo Mata Guevara, asumió la parroquia de Santa Ana.

El padre Valdivia Pinell dijo que fortalecerá el trabajo de su antecesor para construir la catedral en una comunidad de comunidades, y un centro de irradiación espiritual mariana.

Adelantó que trabajará con un equipo entre los que está el diácono Rigoberto Erazo, quien estará al frente de la administración de la catedral “Nuestra Señora del Rosario”, y un joven misionero de La Cruz, recién llegado de México, que será el encargado de organizar el andamiaje pastoral a través de retiros de evangelización.

Indicó que harán énfasis en el Ministerio del Papa Benedicto XVI, en el magisterio de la iglesia latinoamericana, principalmente todo lo que tiene que ver con el recién salido documento de “Aparecida”, en Brasil, correspondiente a la quinta conferencia del Episcopado Latinoamericano.

Aseguró que trabajarán en el magisterio nicaragüense, y del obispado, explícitamente, para consolidar el perfil de la Iglesia Católica al interior de lo que el Papa llama la dictadura del relativismo. “Se trata pues, de hablar con la verdad”, dijo el sacerdote.

Dijo que es perentorio que la iglesia se aparte de los “eufemismos” para mostrar el rostro de Jesús, el humanista, sencillo y piadoso con los necesitados.

Los cambios
Además del cambio en la catedral de Estelí, también hubo otros en el departamento e igualmente en Madriz. En Ocotal, los sacerdotes de la orden San Agustín siguen al frente de la parroquia. En La Trinidad, el padre Rigoberto González va fuera del país a cursar estudios. Su tocayo, Rigoberto Delgadillo, continúa al frente de El Calvario.

El vicario pastoral Martín Gadea, en representación del obispo Mata, entregó la administración de la catedral al padre Jaime Valdivia, quien durante varios años se desempeñó como rector colegiado de la Universidad Católica del Trópico Seco, Ucatse.