•  |
  •  |
  • END

Inversionistas brasileños contemplan la posibilidad de iniciar negociaciones con los directivos de la empresa curtiembre La Fuente, localizada en el departamento de Granada, donde sostuvieron un encuentro con el ingeniero Alfredo Marín, Presidente del grupo Amaral Consulting Inc., quien aprovechó para manifestar que la fábrica tiene capacidad para producir más de 2,000 cueros al día.

En su primera visita “explorativa” los empresarios recorrieron las modernas instalaciones para comprobar la alta tecnología y la inversión de 4 millones de dólares que --según Marín--, los ubica a la vanguardia en América Latina, con una capacidad de reutilización de agua de un ciento por ciento.

“Es única en Latinoamérica; recircula todo el agua y no hay desperdicios líquidos ni sólidos que se tiren a los ríos o a los lagos. Tampoco hay olores y el cromo se recupera completamente, por eso nos ha tomado un poco más tiempo terminar de instalar la maquinaria brasileña”, señaló.

Precisamente, por la utilización de tecnología brasileña fue que se logró coordinar la visita a la tenería, también con el propósito de conocer sobre las condiciones de comercio que ofrece Nicaragua. Al respecto, el presidente de Amaral dio buenas referencias, y explicó que el ambiente laboral es muy tranquilo.

“En este país no hay empresas confiscadas, ni nada de eso. El sector privado nicaragüense ha estado tranquilo y nos entendemos lo suficiente con el gobierno para que las cosas marchen bien y prosperen. El gobierno ha sido muy receptivo a la inversión extranjera”, puntualizó.

Como parte de la experiencia de la empresa, explicó que el 70 por ciento de la producción está destinada a la exportación; procesa cuero para la transnacional Walmart que luego se envía a tres países del istmo; y tiene acceso sin impuestos al mercado americano, mexicano, canadiense y centroamericano. Para 2012 tiene como meta procesar medio millón de pieles, de las cuales 400 mil servirán para exportación.

Milton Colnaghi aseguró que ven posibilidades. “Estamos empezando a ver las cosas, creo que vemos posibilidad, aunque todavía es muy pronto para tener una idea. Pero lo que sentimos hasta el momento es que hay muchas condiciones para trabajar. Nosotros tenemos una industria zapatera que tiene mucha inversión en maquinaria y mano de obra, y vemos que Nicaragua necesita desarrollo y la posibilidad emplear a las personas”.

Acuerdo con Taiwan

En abril de 2009, La Fuente firmó acuerdo con inversionistas taiwaneses para la instalación de una fábrica de botas de trabajo que se exportarán a Chile, Venezuela, Cuba y otros países de la región, así como a Europa, Asia y Norteamérica.

La empresa es Aleo Trade Company y estaría creando unos 200 empleos en la zona en un mediano plazo, para una inversión inicial que supera los dos millones de dólares en equipos y materias primas.