•  |
  •  |
  • END

En encuentro con pequeños y medianos dirigentes de cooperativas agropecuarias del departamento de Granada, la directora del Instituto Nicaragüense para las Pequeñas y Medianas Empresa (Inpyme), María Lidia Espinales, expresó que están trabajando en la formulación de políticas de descentralización de los servicios para fortalecer los niveles municipales, locales y territoriales.

El propósito es impulsar proyectos que vayan de acuerdo a la realidad de cada zona, a la demanda y los recursos con los que cuenta. “Nos corresponde fomentar nuevas asociaciones, apoyo a la formalización de los recursos humanos que trabajan en las pequeñas empresas para elevarles los niveles de productividad, calidad, rentabilidad y capacidad administrativa y gerencial”, declaró la funcionaria.

Sin embargo, señaló que hay limitaciones en el sector de la microempresa, porque “generalmente son excelentes productores, elaboran obras de calidad, técnicamente están calificados, pero como sus recursos económicos son mínimos, entonces centran su trabajo en la productividad y pierden la visión empresarial que no les permite crecer, trabajan para resolver sus necesidades y las de sus operarios”.

Manifestó que los empresarios de cuero y muebles --calzado y madera-- deben promover la innovación en sus diseños, a fin de convertirlos mas atractivos, “no deben encajonarse, porque eso los hace perder espacio en el mercado nacional e internacional”.

Queremos industrializar

El presidente departamental de la Unión Nacional de Agricultores y Ganaderos  de Granada, Andrés Mercado, explicó que requieren apoyo para industrializar el maíz, las frutas y las hortalizas que producen los pequeños y medianos productores, e incluso aprovechar la tierra para la siembra de soya.

“Para no seguir consumiendo transgénicos como la Maseca, es mejor que nos comamos nuestras tortillas de maíz, que consumamos el pinol y el pinolillo y sacarle producto al trigo blanco y al trigo rojo, necesitamos respaldo para crear nuestra propia empresa industrializadora”, resaltó.

Por su parte el productor individual, Raúl Franco, también demandó que se respalde la producción de miel de abeja y la instalación de una empresa industrializadora de tomate, de mangos y de cítricos, como se hacía en la extinta Ifrugalasa.