• |
  • |
  • END

LEÓN

Las críticas en contra de la administración del alcalde del Frente Sandinista en la cabecera departamental de León, Tránsito Genaro Téllez, se reanudaron nuevamente con el sorpresivo desmantelamiento, demolición y venta de la Casa de Protocolo Municipal, en el balneario de Poneloya.

Meses atrás, el Concejo había aprobado una contrapartida de 700 mil córdobas para la rehabilitación del bien inmueble, sin embargo, el dinero fue invertido para demoler el atractivo edificio de tres pisos.

Después de una fuerte discusión en la sesión pública del Concejo, siete de nueve concejales aprobaron la venta de la propiedad a un precio de cincuenta mil dólares. Los concejales liberales, Víctor Manuel Miranda y Eddy Navarrete, se opusieron a la decisión de sus colegas, criticaron la actitud apresurada e interesada del edil Téllez en vender la propiedad a un precio por debajo de su valor real.


Concejales divididos
De acuerdo con el concejal Eddy Navarrete, sus colegas concejales y el edil Téllez se precipitaron en destruir y vender una propiedad con un gran valor histórico y cultural, era necesario esperar un tiempo prudencial para tomar una decisión definitiva, aseveró.

“Con la reconstrucción de la carretera León-Poneloya la propiedad que fue puesta a la venta tendría un valor superior a los 300 mil dólares, el área es de un cuarto de manzana y se encuentra ubicada en un lugar estratégico turísticamente. Es por esa razón que nos opusimos a su venta, pero el edil Téllez argumentó que ya se habían cumplido todos los requerimientos de ley, se realizó una licitación pública que solamente él (Téllez) conocía y tiene en su poder los documentos de personas interesadas en comprar la propiedad”, aseguró Navarrete.

Asimismo, aclaró que tanto él como el concejal Víctor Manuel Miranda se opusieron a la venta apresurada del bien inmueble. “La administración del edil Téllez demostró incapacidad de promover un proyecto turístico en la desaparecida Casa de Protocolo Municipal en Poneloya. El alcalde dice que los anteriores ediles descuidaron y saquearon la propiedad que el gobierno sandinista confiscó a la familia de Felipe y Margarita Mántica en los años 80, parece que al edil Téllez se le olvidó que durante 30 años los leoneses hemos sido mal gobernados por alcaldes sandinistas”, aseveró.


“Eran ruinas”, dice secreterio de Concejo
El secretario del Concejo, René Pacheco Solís, explicó que la propiedad en Poneloya fue demolida completamente porque se encontraba abandonada y únicamente se apreciaban los escombros. “Personas desconocidas desmantelaron completamente el techo, verjas y puertas del edificio, tememos que los pobladores sufran algún accidente y por eso procedimos a demolerla”, refirió el funcionario quien mencionó que con la venta de la propiedad se adquirirán cuarenta manzanas en el sector sureste de la localidad para vender lotes a la población.

También destacó que para dar respuesta a más de 25 mil familias que habitan en el sector sureste de León se proyecta establecer un cementerio y construir un polideportivo. Según Pacheco Solís, la señora María García ofreció $30 mil por la propiedad en Poneloya, Octavio Delgadillo $38 mil y Pedro Mendoza $50 mil.

El concejal liberal Víctor Manuel Miranda notificará este lunes once de febrero ante el Comité Ejecutivo Nacional del PLC el problema de propiedad en Poneloya para que conjuntamente se analicen los procedimientos de ley que se deberán seguir en contra de la administración del edil Téllez.