• |
  • |
  • END

CHICHIGALPA

Molestos reaccionaron familiares de Ervin José Urrutia López, de 26 años, originario del barrio “Modesto Ramón Palma”, ante la petición de la Fiscalía durante la audiencia inicial en el juzgado Local Único de Chichigalpa, de cuatro años de prisión por homicidio imprudente contra el policía voluntario Pastor Torres Medina, acusado de haber ultimado con un disparo de escopeta al obrero.

Burla a la justicia

Mariela Urrutia, hermana del difunto, expresó que la solicitud del Ministerio Público, y del abogado defensor Luis Conrado, quien pidió un año de prisión para el policía voluntario, constituye una burla a la justicia.

Mientras tanto, el padre de Urrutia López, y otros familiares dijeron que acudirán ante las instancias nacionales de Derechos Humanos.

El fiscal de Chichigalpa, Boanerges Fornos, manifestó que de acuerdo al expediente policial, Pastor Torres Medina hizo uso indebido de una arma de fuego, por lo que solicitó a la juez Flor de María Noguera, la pena máxima de cuatro años.

“El Ministerio Público cumplió con la ley, hizo su trabajo en defensa de las víctimas, bajo la figura de imprudencia se acusa al policía”, reiteró el fiscal, quien aseguró que la judicial fijó para las nueve de la mañana del próximo viernes la lectura de la sentencia.

El comisionado Lee Edwin López, segundo jefe departamental de la Policía de Chinandega dijo que continúan la investigación del segundo caso, en que pereció el joven Norvin Antonio Flores Flores, de 17 años, originario del barrio Los Lirios, a las 11:30 de la mañana del 7 de julio en la esquina noreste del Parque “Rubén Darío”.