•  |
  •  |
  • END

SAN CARLOS
Para facilitar el acceso a la justicia de los pobladores de San Carlos y del municipio de El Almendro, en el departamento de Río San Juan, la Universidad “Paulo Freire” (UPF) ha creado el centro de mediación con la colaboración de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid).

En un departamento que posee una población dispersa y donde se dificulta el acceso a la justicia por la lejanía y la pobreza, los promotores de esa iniciativa se proponen contribuir a la solución de los conflictos que comúnmente se registran, como daños a la propiedad privada, linderos, separación de bienes, compraventa de bienes muebles, deudas, riñas callejeras, custodia y cuidado de niños y niñas, convivencia familiar y problemas con los servicios públicos, entre otros.

La licenciada María Cecilia Espinoza González, Directora del centro, destacó la aceptación que ha tenido entre la ciudadanía, ya que ha resuelto 16 mediaciones, 12 asesorías legales, y actualmente hay cuatro mediaciones en curso y dos acuerdos en seguimiento.

Reducir retardación de justicia
Espinoza dijo que se pretende descongestionar los juzgados, contribuyendo a reducir la retardación de justicia, al llevar a los centros de mediación los conflictos que con el diálogo y de manera armónica se pueden resolver en esa instancia. Para ello, el equipo de trabajo fue capacitado, y cuenta, además de la directora, con una secretaria y siete mediadores, entre ellos los abogados Luisa Guisell Ortega y Juan Manuel Alguera, más cinco estudiantes de derecho: Oscar Galarza, Dilayla Doña Lumbí, Ronny Calderón, Simona Espinoza Gómez y Carlos Orozco Centeno.

Según la directora del centro, el mediador no está facultado para imponer a las partes una solución de la controversia. Para Espinoza, “el modelo de mediación ofrece la oportunidad de crear una cultura de coexistencia, cooperación y conflicto constructivo, a fin de forjar una nación que reconozca, valore y respete las diferencias de sus habitantes”. A su juicio, “se debe aprender a cambiar la cultura de la violencia por una cultura de paz”.