Mercedes Vanegas
  •  |
  •  |
  • END

Con una misa campesina, el Bufete Popular “Boris Vega”, celebró el pasado fin de semana en el Mercado de Artesanías de Masaya su XX Aniversario de fundación, con la participación de centenares de pobladores que han sido beneficiados por esta organización.

Cabe mencionar que entre los logros alcanzados por el bufete popular, se encuentran los proyectos de acceso a la justicia de sectores sociales vulnerables, la atención a mujeres, niños y adolescentes víctimas de violencia intrafamiliar, la disminución del subregistro del estado civil de las personas, programa de estabilidad en la propiedad y programa de derechos humanos de los y las trabajadores de la zona franca, entre otros

Defensorías públicas
El doctor Boris Vega, coordinador del Bufete Popular que lleva el nombre de su padre, fallecido hace 17 años, quien inició esta labor social con los pobres desvalidos.

Esta institución fue uno de los peldaños con los que se inició el trabajo de las defensorías públicas en todo el país y en Masaya, se cuenta con más de una decena de abogados que laboran en los nueve municipios del departamento de Masaya de manera gratuita.

Por esta labor, el BPBV recibió un reconocimiento de parte de la Corte Suprema de Justicia y la Defensoría Pública de Nicaragua.

Ayuda de organizaciones

Según Vega, todo este trabajo no hubiera sido posible sin la ayuda de organizaciones solidarias sin fines de lucro, entre los que se cuentan la Agencia Catalana de Cooperación para el Desarrollo (ACCD), Entre Pueblos, Cosude y medio centenar de organizaciones y comités de solidaridad, que iniciaron esta labor a raíz del triunfo de la Revolución en el 79.

Fueron muchas las pobladoras como Juana Epifania Quintanilla, quien dio las gracias al Bufete Popular por haberla apoyado y otras, por haber pasado a ser propietaria de su vivienda, contabilizándose hasta la fecha, la entrega de un mil 322 escrituras en los diferente barrios de Masaya.

De igual manera se destacó, el acompañamiento de organizaciones en su lucha, como el de la organización de discapacitados, Frater, en la elaboración de ordenanzas municipales que benefician a varios sectores.

No han podido rehabilitar albergue para mujeres

Sin embargo, no todas las gestiones se han hecho efectivas, y en este sentido, el doctor Vega señaló que no ha sido posible la rehabilitación del local que serviría de albergue para mujeres víctimas de violencia intrafamiliar, pese a que la Alcaldía de Masaya aprobó 200 mil córdobas para la reconstrucción del albergue.

Resulta que el local que había sido escogido para tal efecto, ahora será destinado para una oficina de Riesgo, sin que se haya invertido ni un peso para el proyecto inicial.

También crítico que algunas de las gestiones legales no son efectivas porque la administración de justicia en Nicaragua no funciona.

A veces un juicio civil o laboral, tarda hasta ocho años, y quién puede soportar un juicio de esta naturaleza en donde los que pierden son los pobres por agotamiento, se pregunto, a lo que respondió que si no hay justicia no están haciendo nada.

Durante la celebración se reconoció la labor de juristas y organizaciones solidarias que han acompañado el la labor del bufete, y entregaron la memoria de trabajo de los últimos cinco años.